Red de Comunicadores del Mercosur

    Suscribirse a canal de noticias Red de Comunicadores del Mercosur Red de Comunicadores del Mercosur
    Actualizado: hace 18 mins 48 segs

    TIEMPOS INTERESANTES

    Mar, 05/06/2018 - 16:05

     

    Por Edgardo Mocca ***

    El macrismo no ha dejado de retroceder políticamente desde los días de la movilización popular en diciembre último contra el atropello legal a los jubilados y pensionados. Sin embargo su discurso público no ha cambiado en ningún asunto más o menos importante.

    ​.
    Imagen: Leandro Teysseire El país de Macri es el que se incorporó al mundo, abandonó el camino que lo llevaba a Venezuela, es mirado con admiración en todos los países que valen la pena. Y lo más importante, tiene la fórmula para superar por siempre los fracasos argentinos: la libertad de los mercados. Es la misma fórmula de Alsogaray, de Martínez de Hoz, de Cavallo y de tantos otros, que repiten las nuevas generaciones de tecnócratas con la seguridad de haber descubierto la pólvora. Esa fórmula, esa ideología, ha estado detrás de cada golpe de estado oligárquico-militar. Llegó a su climax mundial en los años noventa del siglo pasado cuando se derrumbaba el muro de Berlín, desaparecía la Unión Soviética, florecía la “tercera vía” de la izquierda neoliberal y Menem convertía al justicialismo en el agente de las “reformas estructurales” que llevaron al país al desastre más grande de su historia contemporánea. Claro, al gastado relato de la meritocracia, el capital humano y la capacidad de autorregulación del mercado –tan viejo que se remonta al siglo XIX y mantuvo su predominio  hasta la gran crisis capitalista de 1929– el macrismo le agregó el atractivo de ganar una elección. Es decir, por primera vez presentándose el liberalismo conservador a elecciones con su propio partido, sin recurrir a golpes militares o a la captura de alguno de los grandes partidos populares. ​A eso hay que agregarle que Cambiemos es el nombre argentino de una contraofensiva de la derecha regional contra los procesos populistas de comienzos de este siglo. Entonces, el macrismo luce un ropaje moderno. Es la oligarquía joven, canchera, decontracturada, segura de sí misma. Encontró provisoriamente el modo de fundirse en un mismo deseo, en un mismo imaginario social con clases medias que prefieren la desigualdad aunque digan lo contrario. La promesa fue exitosa, fue ganadora. ​El problema es que después hay que gobernar. Y la tecnología publicitaria combinada con la intrusión en las intimidades individuales puede ser un auxiliar muy importante del gobierno y de la política. Lo que no puede es reemplazarlos. ​ Y la estructura misma del macrismo está hecha de materia publicitaria. Casi no tiene importancia el sentido directo e inmediato de las palabras, solamente importa la posibilidad de inscribirla en un relato siempre igual a sí mismo. No importa que las metas de inflación se cambien hacia arriba, que se pierdan miles de millones de dólares de reservas por una corrida cambiaria, que se rompa la alianza –inestable pero hasta hace poco efectiva– con un sector del peronismo, que la popularidad del presidente  disminuya en cada sondeo, que millones ganen las calles, que la cúpula sindical esté obligada a abandonar su postura conciliadora, que la iglesia católica advierta la gravedad de la crisis, que la Sociedad Rural bloquee de modo automático la propuesta de volver a las retenciones. No importa nada, el relato no se abandona. Nada indica que este abrazo incondicional a la utopía del libre mercado y su recitado sistemático e incesante pueda ser reemplazado por algún enfoque pragmático que surja de las orillas exteriores a los ceos que pueblan el gabinete presidencial. Hasta cabe preguntarse si todavía se está a tiempo para producir ese viraje. Antes de la desesperada intervención de Macri anunciando el inicio de una gestión con el FMI, probablemente hubiera un margen para el realismo político; el spot publicitario del presidente “llevando tranquilidad” al país sobre la base del abrazo con el centro coordinador de la usura global y corresponsable del marasmo nacional de 2001 achicó notablemente ese margen. Macri y los suyos se sienten portadores de una misión histórica. ​Desde el momento que convencieron al 51por ciento de los votantes, se sienten seguros de que esa misión no se agota en una gestión de gobierno y no se limita a revertir los legados de la experiencia kirchnerista. Toda la historia del país debe ser releída. Y la clave de esa relectura es que el país fracasó por ser distinto, por ser “anormal”. ​Esa anormalidad son los salarios relativamente altos en términos latinoamericanos, el peso de sus sindicatos, la fuerza de una cosmovisión igualitaria que viene de las viejas izquierdas inmigrantes y constituyó una fuerza de estado a partir del primer peronismo. Es anormal por su voluntad industrialista, por el peso específico de su estructura universitaria y científico-técnica.

    Por su capacidad de lucha y de ocupación de la calle. Por su excepcional cultivo de la memoria popular, incrementada exponencialmente por las madres, las abuelas y por el conjunto del movimiento de derechos humanos. Y ésta es la oportunidad de normalizar definitivamente al país. Hasta aquí el delirio refundacional funcionó en un contexto relativamente pacífico, a pesar del siniestro mensaje que se emite hacia las fuerzas de seguridad y relativamente institucional, a pesar del abuso de los decretos, la manipulación del poder judicial, la exclusión sistemática de la visibilidad para las voces críticas y la represión salvaje en algunos casos. Esta permanencia de cierto ethos democrático, aceptado de mala gana por el gobierno, está hoy amenazada.

    Detrás del discurso edulcorado, férreamente encuadrado en el relato y en las formas para su defensa que surgen del estudio de los focus groups, se mueve la amenaza, anida la extorsión. Es muy sintomático que en los días posteriores a la corrida cambiaria, las mayores novedades políticas hayan consistido en el vallado de la plaza de Mayo y en el adelanto de la intención de que el Ejército intervenga en los conflictos sociales internos. Y el día viernes cuando una de las más gigantescas movilizaciones de los últimos tiempos ocupaba el centro porteño, tuvimos la noticia de que la cámara federal “dictaminaba” que Nissman fue asesinado. No se sabe por quién ni cómo. Pero sí se sabe por qué: es por la denuncia contra Cristina por el memorándum de acuerdo con Irán. ¿No se puede decir de modo claro y terminante que esto es la muerte misma del derecho? Acaso este hecho esté marcando un cambio de etapa política. O por lo menos la intención del gobierno, sus aliados y sus obsecuentes de producir ese cambio. Si se está dispuesto y se está en condiciones de producir semejante hecho, que contraría todas las investigaciones reales producidas sobre la muerte del fiscal y todas las teorías jurídicas que sostienen un estado de derecho, entonces no aparece a la vista ningún límite a la voluntad de consumar el atropello autoritario. Ahora hay que administrar un país más pobre, un estado con menos recursos regulatorios. Hay que convivir con millones de argentinos cuyo salario ya disminuido por los techos de las paritarias -con el lamentable concurso de ciertas dirigencias sindicales-, golpeados por las tarifas de servicios en los precios que aseguran la máxima rentabilidad del capital de la industria energética y de las concesionarias de servicios, y se hacen virtualmente impagables. Ahora hay que asumir la ruptura -por lo menos provisoria- de la principal alianza construida por el macrismo. Que no es la alianza con el radicalismo que se limita a sumar estructura y votos en provincias todavía no cultivadas suficientemente por los amarillos. Que es la alianza con el pragmatismo justicialista, una mezcla de necesidades financieras provinciales y deseos de terminar con la centralidad del kirchnerismo en el partido. Si esa alianza con el “peronismo moderado” no se reconstituye de algún modo y con cierta velocidad, la gobernabilidad democrática pende de un hilo. Y esa reconstitución será muy problemática si se la pretende encorsetar en las esperablemente rígidas “condicionalidades” del FMI. Puede haber conservadores entre los gobernadores peronistas y también en ciertos círculos dirigenciales del sindicalismo.

    Lo que difícilmente abunde, son suicidas. No se entendería por qué estarían dispuestos a quemar su futuro político en el altar de negocios que no son de ellos y de proyectos políticos que no los incluyen. Buena parte de la lectura predominante sobre esta crisis en plena evolución gira en torno a los cálculos electorales. Sin embargo, de esa instancia, ciertamente decisiva, nos separa más de un año. Y no cualquier año sino uno en el que se desarrollará una nueva etapa del ajuste neoliberal, en este caso bajo el control del FMI. De manera que la capacidad predictiva que hoy pueden tener los cálculos al respecto es muy limitada. Es un año en que terminaremos sabiendo muchas cosas que hoy ignoramos. El grado de brutalidad del nuevo ajuste monitoreado por el fondo, la respuesta social, sindical y política a ese proceso, la capacidad de articulación de las fuerzas que se le oponen, el nivel de violencia estatal que se despliegue, el destino de los operativos judicial-mediáticos contra la principal fuerza de oposición y, no en último término, el grado de orden y previsibilidad económica que pueda alcanzarse, son algunas de las incógnitas. En fin,  es muy probable que la Argentina de octubre del año próximo sea muy diferente a la actual. Más que pergeñar pronósticos trasnochados, es necesario ganar espacio para una mirada democrática y paciente, a la vez que activa y alerta para enfrentar la previsible ofensiva de la derecha contra las libertades más elementales. La democracia argentina recuperada hace casi 35 años se acerca a una instancia trascendente: no se podrá fortalecerla y desarrollarla si no se recupera en tiempos más o menos rápida el ejercicio de un mínimo de autonomía estatal-nacional frente a un proyecto claramente orientado hacia una nueva fase de saqueo colonial. Dice la maldición china “ojalá te toque vivir tiempos interesantes”. ​Estos tiempos argentinos lo son.

    ​https://www.pagina12.com.ar/119057-tiempos-interesantes​

     

    Categorías: Noticias regionales

    EL COMANDO SUR EN NEUQUÉN

    Lun, 04/06/2018 - 17:41


    por Elsa M. Bruzzone ***

    Hace unos días nos enteramos de la infausta nueva: El Comando Sur de los EE UU lograba imponer, luego de un primer intento abortado en el año 2012, su objetivo de hacer pié en nuestro país para disponer una base militar en la Provincia de Neuquén.

    Durante el año 2017 el entonces embajador norteamericano interino Tom Cooney había recorrido la Provincia y ratificado la intención de reactivar la construcción de la base. Al mismo tiempo destacó las inversiones que Chevron y Exxon Mobil realizaban en Vaca Muerta.

    Los medios de comunicación provinciales informaron, en la semana del 7 de mayo, que un grupo de “técnicos” norteamericanos habían arribado la Provincia para construir las instalaciones, donadas por el Comando Sur bajo la figura de “Ayuda Humanitaria”, donde funcionará la Defensa Civil Provincial. El costo de la obra asciende a 2.000.000 dólares y consta de una sede y un galpón de 600 metros cuadrados que podría funcionar como centro de evacuación ante catástrofes eventuales ya que contará con dormitorios, baños, cocina, una sala de cuidados médicos, otra para conferencias y un helipuerto. Se ubica sobre la Autovía Norte y a escasa distancia del Aeropuerto Internacional de Neuquén .

    “No se trata de una base militar, sino del Programa de Ayuda Humanitaria para retomar la marcha de la obra que se suspendió en 2.012 y que consiste en un depósito y un edificio de oficinas para la coordinación de Defensa Civil y otros organismos ante una emergencia”, afirmó Leonel Dacharry, Secretario General de la Gobernación Provincial. Agregó “Comenzamos los contactos en 2009 y a través del programa conseguimos un campamento para evacuados para 250 personas, que nos vino muy bien cuando se produjo la erupción del volcán Puyehue, en 2011”.

    El año pasado llegó la segunda etapa del campamento, que ahora puede albergar hasta 500 personas”. Informó además que la ayuda incluyó vehículos todo terreno que integran el Plan de Manejo del Fuego, se encuentran en Junín de los Andes y pueden ser utilizados para búsqueda y rescate. Señaló que “el lugar elegido está junto a la autovía Norte y cerca de un centro de distribución estratégica como es el aeropuerto (Internacional Juan D. Perón) para el traslado de elementos a zonas que lo ameriten y que no es una base porque los edificios quedan bajo el registro dominial de la Provincia.” Añadió que las obras habían comenzado en 2012, se habían detenido y que recientemente habían llegado de EE UU  “tres ingenieros y un arquitecto del programa de ayuda humanitaria para supervisar la continuidad de las tareas”. Agregó que “se trata de una estructura “muy liviana, con posibilidad de expansión, estará dotada de un grupo electrógeno por posibles cortes de energía eléctrica y servirá para el acopio de víveres, los campamentos móviles y, eventualmente, para alojar personas ante alguna emergencia”.

    Reiteramos para Neuquén lo que sostuvimos en nuestro documento “EL COMANDO SUR EN EL CHACO”. Presentamos un análisis de la forma como se ha aplicado y se aplica la estrategia para el control militar y de los recursos naturales estratégicos de la Región por parte del llamado “Comando Sur” de EE UU.

    Todo se inició cuando el Comando Sur y la embajada norteamericana impulsaron un “Programa de Fortalecimiento del Sistema Provincial de Emergencias,” que fue aprobado en 2006 por el ex Ministro Aníbal Fernández, como un aporte a los programas sociales que desarrollaba el gobierno. De esta manera y enmascarando las reales intenciones se posibilitaba la entrada de dicho Comando en territorio argentino por la puerta de servicio. Ello implicó realizar inicialmente campañas de “concientización humanitaria” y de instrucción a la población con el objetivo de establecer, en un futuro que manifestaron cercano, personal para colaborar con la “ayuda humanitaria”, tal como había ocurrido con anterioridad en Ecuador, Honduras, Costa Rica, Paraguay y Colombia.

    Lo que el representante del Comando Sur para Argentina no ha explicado ahora, como tampoco lo hizo en el año 2012 el Coronel Edwin Pastor cuando hacía las gestiones en la Provincia del Chaco, es como un programa con apariencia civil es realizado por un COMANDO MILITAR DE EE UU, EL CUAL NO GUARDA RELACIÓN DE DEPENDENCIA CON LA EMBAJADA DE ESE PAÍS, que es la que debería tener a su cargo o patrocinar programas realmente solidarios y exclusivamente civiles.

    Existiendo múltiples organismos no militares nacionales e internacionales cuya actividad se orienta hacia una misión social y humanitaria no queda claro por qué estas tareas se encomendaron al Comando Sur en forma altamente sospechosa ya que es conocida la doble misión de las embajadas y los organismos militares de EE UU en los diversos programas civiles y militares de ese país para ayuda, capacitación, intercambio, cooperación, trabajo bilateral y que culminan con la realización de ejercicios militares “combinados” con los efectivos de los países involucrados .

    Además todo ello constituye el fundamento del funcionamiento del llamado SIAD (Sistema Interamericano de Defensa) creado por EE UU dentro del cual el COMANDO SUR es el principal órgano operador para Latinoamérica y El Caribe, independientemente de las atribuciones políticas de las embajadas norteamericanas en el Continente.

    Por un lado, Washington presenta un componente humanitario visible al público, estructurado sobre actividades que la sociedad visualiza como ‘justas’ y en su beneficio, de modo tal que pueda justificarse una interacción bilateral. Causas como ayuda humanitaria, sanidad y salud pública, emergencias y desastres naturales, derechos humanos, seguridad, lucha contra el narcotráfico y el narcoterrorismo. Pero por otro lado existe una componente no visible que se encuadra en los objetivos estratégicos afines a los intereses de EE UU y muchas veces contrapuestos a los del país asistido conducidos por un comando militar.

    Además se suman a esta operatoria los ”Acuerdos de Cooperación” que el Gobierno Nacional Argentino ya viene manteniendo con EEUU en el plano militar y civil; sea por ejemplo para capacitación de civiles y militares con instructores estadounidenses, como son los Programas Internacionales para Educación y Entrenamiento Militar, de Seguridad de Fronteras y Control de Exportaciones y de Asistencia Antiterrorista. También Washington envía fondos para educación y entrenamiento policial.

    Como expresa el Comando Sur estas estructuras de cooperación facilitan la interacción militar con militares de la zona la cual es necesaria para “mantener un contacto regular que construya confianza e intercambio de información relevante para la seguridad regional.” Permite conocer cómo trabajan otros militares (sus procedimientos y capacidades de comando y control) considerados importantes para una futura cooperación.

    Los militares estadounidenses buscan a través de estos programas, construir relaciones interpersonales con oficiales de otros países, amistad y camaradería con los altos jefes y aumentar el acceso a los militares de la región, para convertirlos en potenciales aliados en futuros conflictos.

    Cuando ha sido alcanzada cierta aceptación de su accionar por la sociedad y se ha logrado un nivel de organización aceptable, surgirá naturalmente la necesidad de instalar, por ejemplo, un Centro de Coordinación Antidrogas en la localidad, con ello las bases militares serían entonces Centros de Seguridad Cooperativa. Ellas podrán materializarse como instalaciones inocuas que podrían traer progreso a la zona. Para ello bastará con que el Comando Sur logre disponer de estructuras, terrenos, almacenes, rutas, aeródromos, puertos que podrán ser concesionados, alquilados y/o mantenidos por la nación anfitriona, y en servicio con poco personal permanente o temporario. Estas bases encubiertas, listas para ser completamente activadas, podrán tener facilidades y equipamiento predeterminado para albergar rotación de fuerzas y actuar como centros de entrenamiento regionales en operaciones combinadas con EE UU. Pueden presentarse como no militares para que sean aprobadas por los Congresos de los países involucrados y mostrarse necesarias para el control del contrabando, migraciones ilegales y narcotráfico, un ejemplo cercano lo constituye el predio “Mariscal Estigarribia” en el Paraguay.

    Estas instalaciones operacionales extraterritoriales de EE UU, por una especie de metamorfosis, se transforman con el devenir de la “amenaza” de un enemigo común en lo que ellos denominan Base de Operaciones Principales (MOB), fortificaciones militares para comando, control y comunicaciones con fuerzas operativas permanentes; Base de Operaciones de Avanzada (FOB), extensión de la anterior para operaciones especiales y que incluye aeródromo, fondeadero o muelle; Centro Operativo de Avanzada (FOL), similar al anterior pero sin toda su infraestructura y primariamente utilizada para operaciones antidrogas; Centro de Seguridad Cooperativa (CSL), con poca o nula presencia permanente de los estadounidenses, mantenida por concesión o por el país anfitrión, funciona como centro para actividades de cooperación con éste, rotación de fuerzas, apoyo logístico y acceso ante contingencias. Pruebas de su existencia las encontramos en distintos países latinoamericanos y caribeños. Es el caso de las bases de Comalapa, Aruba y Curazao, por ejemplo, que se clasificaban como FOL, es decir para lucha antidrogas, y luego fueron redefinidas como CSL (de Cooperación).

    Curiosamente las tres están en lugares geográficos privilegiados con pistas de aterrizaje de 2,4 kilómetros de largo para aviones pesados, con capacidad para operación nocturna de aeronaves, control de tráfico aéreo, equipos de abastecimiento de combustible, bomberos, hangares, oficinas y almacenes. En ellas se registra la presencia continuada de aeronaves de combate, como los cazas supersónicos a reacción F-16 y F-15, aviones de reconocimiento y patrulla Orión P-3, aviones de Inteligencia de señales E-2 AEW, E-3 AWACS, aviones de rescate y tanqueros para reabastecimiento de combustible en vuelo como el Hércules HC-130, de transporte táctico como el Hércules C-130 y helicópteros de distinto porte.

    Hay abundante evidencia de que en estas instalaciones de EE UU y en otras de mucho menor perfil se realizan en los hechos, operaciones militares encubiertas de la más diversa índole y que cumplen múltiples funciones estratégicas; entre ellas apoyar ataques militares contra organizaciones rebeldes locales que estorben los intereses de EE UU y sus aliados, y guerra de Inteligencia de señales electrónica y de comunicaciones que permite detectar la posición de los blancos, identificarlos e implementar el ataque con bombas inteligentes. Claro ejemplo de esto fue el bombardeo al campamento ecuatoriano en el que murió Raúl Reyes.

    Las instalaciones estadounidenses cumplen además misiones de vigilancia y espionaje de los sistemas de armas y fuerzas militares del país anfitrión y sus vecinos, realizan acciones de infiltración, relevamiento, influencia y control sobre las Fuerzas Armadas y poblaciones de los países con el engaño que le traerán progreso local, bienestar económico, empleos y seguridad. La presencia militar latente de EEUU en la región facilitará planes de despliegue rápido regional y global de sus fuerzas de tareas ante conflictos. También pueden actuar como elemento político disuasivo afín a los intereses de Washington. Es impresionante la transformación sufrida por estas organizaciones que, iniciándose como ”CENTROS DE AYUDA HUMANITARIA” a las necesidades de las comunidades civiles, se transformaron en formidables elementos castrenses, casi imposibles de eliminar. Si quedan dudas he aquí algunos ejemplos: a) Brasil: Los norteamericanos habían logrado establecer una base en San Pedro de Alcántara, cerca de Manaos y se vieron obligados a abandonarla en agosto de 2003, cuando el gobierno brasileño no les renovó la concesión. Este hecho coincidió con la explosión del tercer prototipo del VLS – 1 (Vehículo Lanzador de Satélites) en la Plataforma del Centro de Lanzamiento de Alcántara, donde murieron 21 trabajadores del Centro Técnico Aeroespacial de San José dos Campos.b) Honduras: El Presidente Mel Zelaya quiso cerrar la base de Soto Cano o Palmerola. Fue derrocado por un golpe cívico – militar orquestado por EE UU en 2009. Fue secuestrado, subido a un avión militar y dejado en el Aeropuerto de San José de Costa Rica .c) Ecuador: En 2009 el Presidente Rafael Correa informó que no renovaría la concesión de la base aeronaval de Manta. La Constitución ecuatoriana prohíbe la existencia de bases militares extranjeras en su territorio. La base fue entregada en diciembre de ese año; pero nueve meses más tarde, el 30 de septiembre de 2010, se produjo en Ecuador un golpe de estado orquestado por las Fuerzas de Seguridad infiltradas por la CIA; la DEA y la USAID. El Presidente fue secuestrado y casi asesinado. Por suerte el golpe fracasó.d) Colombia: El país se ha encaminado hacia la paz por el Acuerdo FARC – EP – Gobierno Colombiano. Ya no hay motivos para bases. Sin embargo el Comando Sur ha determinado que el Acuerdo “no implica el final de los cambios en seguridad”

    Una de las metas de las operaciones de Inteligencia de EE UU en Argentina parece ser materializar, poco a poco, una progresiva presencia en el país que no necesariamente significa permanencia desde el inicio, ya que normalmente es un nivel cooperativo y humanitario con bajo perfil; pero luego y en el momento oportuno, se transforma en una intervención militar negociada. Más aún en la actualidad donde Argentina ha regresado a las relaciones carnales con EE UU y Gran Bretaña (Ver en www.cemida.com.ar “Desarmando la Soberanía” ) a los cuales se ha agregado el Estado Israel. Dice un refrán popular “ Dime con quién andas y te diré quién eres” El Diputado del PTS – Frente de Izquierda RAUL GODOY denunció que “mientras Macri entrega el país al Fondo Monetario Internacional y se prepara para descargar la crisis nacional que se está gestando sobre las espaldas del pueblo trabajador, en la Provincia el MPN profundiza el intento de militarizar la región, primero autorizando la instalación de 400 gendarmes y ahora permitiendo la construcción de una base norteamericana”. Presentó un Proyecto de Resolución donde insta al “Poder Ejecutivo Provincial a prohibir la ejecución de obras de la Embajada de Estados Unidos en la meseta de la ciudad de Neuquén, para la construcción del Comité de Emergencias de Neuquén (COE), con fondos donados por el US. Southern Command, bajo la figura de ayuda “humanitaria”, por implicar una avanzada sobre la soberanía nacional” y a“prohibir cualquier intento de instalar bases militares estadounidenses, en territorio de la provincia de Neuquén”. He aquí los fundamentos:

    “La Embajada de Estados Unidos decidió dar continuidad a la ejecución de una obra para la construcción de la sede del comité de Emergencias en Neuquén (COE). Esta obra había sido autorizada por el ex gobernador Jorge Sapag en el año 2012 y frenada por la polémica desatada en Chaco, donde obras similares fueron denunciadas ya que se trataban de bases militares. La ejecución de dicha obra se realizaría con fondos donados por el US. Southern Command, de la Embajada de Estados Unidos, bajo la figura de un programa de ayuda “humanitaria”. Por un organismo militar que en su propia página web describe que “el Comando Sur de EE.UU. aprovecha las capacidades de respuesta rápida, la colaboración de naciones socias y la cooperación regional dentro de nuestra área de responsabilidad para apoyar los objetivos de seguridad nacional de los EE.UU., defender los acercamientos sureños de Estados Unidos y promover la seguridad y la estabilidad regional”.

    Luego de la Guerra Fría Estados Unidos estableció la delimitación territorial del planeta en cinco regiones que en ese momento se reafirmaban bajo la supervisión de diferentes Comandos de las fuerzas armadas. Actualmente los Comandos de Combate son nueve:

    African Command, Central Command, European Command, Northern Command, Pacific Command, Southern Command, Special Operations Command, Strategic Command y Transportations Command. Argentina ingresa bajo la órbita del United States Southern Command (Comando Sur de los Estados Unidos). A través de diferentes programas, la Guardia Nacional de Estados Unidos (Ver nuestro documento “CONVENIO CON EE UU PERMITIRÁ QUE SUS MILITARES CONDUZCAN NUESTRA SEGURIDAD INTERIOR”), conduce acciones y desarrolla soporte de objetivos militares, además de facilitar entrenamiento en cuanto a seguridad de fronteras, desastres ecológicos y humanitarios, logística y situaciones críticas de emergencia.

    En mayo del año 2016, el presidente Mauricio Macri autorizó a Estados Unidos a instalar bases militares en territorio nacional. Washington siempre ha usado distintas excusas para instalar sus bases militares; “ayuda humanitaria y apoyo ante las catástrofes naturales” es una de ellas, los mismos argumentos esgrimidos en esta oportunidad para permitir la intervención de Estados Unidos en cuestiones militares internas. Por lo expuesto y por significar una avanzada sobre la soberanía nacional es que solicito a los Diputados y Diputadas acompañen este Proyecto de Resolución.”

    Como cierre comparto la siguiente reflexión del pedagogo argentino DR. GUSTAVO CIRIGLIANO “Cuando un Imperio proclama la paz trae la guerra, cuando exalta la solidaridad esconde un ataque, cuando reclama adhesión trama entrega y cuando ofrece amistad distribuye hipocresía.”

     

    Categorías: Noticias regionales

    OBSERVACOM PARTICIPÓ DEL DEBATE ORGANIZADO POR LA DEFENSORÍA DEL PÚBLICO EN ARGENTINA SOBRE REGULACIÓN DE PLATAFORMAS, SERVICIOS AUDIOVISUALES Y DERECHOS DE LAS AUDIENCIAS

    Lun, 04/06/2018 - 17:28

    Por OBSERVACOM – Observatorio Latinoamericano de Regulación Medios y Convergencia ***

    OBSERVACOM participó del encuentro “Convergencia Comunicacional Audiovisual y Derechos de las Audiencias”, organizado por la Defensoría del Público que tuvo lugar el 23 de mayo en la Cámara de Diputados del Congreso. Allí distintos expertos debatieron sobre el rol de las plataformas en relación a los derechos de las audiencias en Internet, y sobre la regulación de los servicios de Video por demanda (VoD) y Over The Top (OTT).

    La titular de la Defensoría del Publico, María José Guembe, afirmó que el organismo comenzó a pensarse de modo convergente “a partir de la existencia de varios proyectos de ley que proponen la creación de una Defensoría de audiencias que tenga alcance sobre internet en general y sobre nuevas tecnologías de la comunicación audiovisual”.

    En este sentido, el investigador y miembro de OBSERVACOM, Guillermo Mastrini, planteó que “la globalización hace difícil construir ciudadanía y derechos”. Señaló que la Defensoría tiene que pensar sobre qué temas de la convergencia trabajar y puntualizó que podría aportar con la realización de un “instructivo popular de términos y condiciones” para mejorar la comprensión de los usuarios sobre las normas de las plataformas.

    Gustavo Gómez, Director Ejecutivo de OBSERVACOM se refirió a la regulación de plataformas a partir de los principales hallazgos contenidos en el estudio “Viejos y nuevos gatekeepers en Internet” y dio un panorama sobre las distintas iniciativas para la regulación de servicios audiovisuales en Internet, como la de la Unión Europea y la de Brasil.

    Gómez planteó que ya hay muchas evidencias de que la autorregulación como mecanismo privado para la toma de decisiones sobre las expresiones que circulan en Internet plantea riesgos para la libertad de expresión y no debería ser la única ni la principal alternativa para proteger los derechos de las audiencias. Desde su perspectiva, este escenario se torna aún más grave si se tiene en cuenta la concentración en la capa de acceso a Internet y de proveedores de servicios OTT o “intermediarios”.

    “Los intermediarios ya no son solamente soportes técnicos y “carreteras de paso”, sino que intervienen y afectan los contenidos de sus usuarios”, aseguró Gómez. En este sentido destacó la importancia del concepto de “neutralidad de plataformas” (como complementario al ya reconocido principio de “neutralidad de red”) porque ellas, a través de sus algoritmos y sus “moderadores”, adoptan decisiones sobre el contenido que se ve o no se ve en Internet, estableciendo una forma de regulación privada sin transparencia ni rendición de cuentas.

    En forma coincidente, Mariana Fontoura Marques, Directora de Política y Justicia Internacional de Amnistía Internacional Argentina, apuntó a la falta de transparencia de las conductas de las plataformas. Por su parte, el director de la carrera de Ciencias de la Comunicación, Diego de Charras, se refirió a la responsabilidad de los intermediarios y apuntó a desmitificar la idea de que los algoritmos son “neutrales” y planteó la necesidad de pensar el rol del Estado.

    Del evento también participaron destacados expertos y expertas como Graciana Peñafort, Damián Loreti, Martín Becerra, Diego Rossi, Daniela Monje, Natalia Vinelli, Natalia Aruguete, Santiago Marino, Alejandro Linares, Luis Lozano, Bernadette Califano, Mariela Baladrón, Irina Sternik, Gustavo Fontanals, Pablo Wiznia, Agustín Fontevecchia, Christian Rodríguez; y por la Defensoría del Público estuvieron presentes Ernesto Lamas, Esteban Lopardo y Gerardo Halpern, entre otros.

    ​https://mailchi.mp/observacom/observacom-particip-del-debate-organizado-por-la-defensora-del-pblico-en-argentina-sobre-regulacin-de-plataformas-y-servicios-audiovisuales?e=8b47f2a3b5​
    Categorías: Noticias regionales

    COLOMBIA EN SEGUNDA VUELTA: LA GRAN RESPONSABILIDAD DE QUIENES NO SON LOS RESPONSABLES Y LA IRRESPONSABILIDAD DE LOS QUE SI LO SON

    Lun, 04/06/2018 - 17:22

     

    Por Javier Tolcachier ***

    El domingo 17 de Junio tendrá lugar en Colombia la segunda vuelta para elegir presidente para el próximo período de gobierno. La paz se plebiscita una vez más, pero no sólo ella. Está en juego el modelo de país y la posición que adopte Colombia en sus relaciones internacionales.

    La primera vuelta no arrojó mayorías absolutas, colocando en el primer lugar de la votación a Iván Duque, senador del Centro Democrático, la agrupación derechista de Álvaro Uribe Vélez.

    Aunque a distancia de los 39 puntos porcentuales de Duque, el resultado constituyó un gran triunfo para Gustavo Petro, quien con un 25% pasó a segunda vuelta, siendo ésta la primera vez en muchos años que un candidato progresista, a la izquierda de la tradicional partidocracia, lo logra.

    Por muy poco, con casi un 24% quedó fuera de la contienda Sergio Fajardo, candidato de la Coalición Colombia, apoyada por el Polo Democrático – al que anteriormente pertenecía Petro – , Los Verdes y Compromiso Ciudadano por Colombia. Con ello falló el intento de perfilar para la segunda vuelta a un candidato más centrista, que pudiera eventualmente capturar un voto más descomprometido.

    El aún vicepresidente Vargas Lleras, neto representante del santismo saliente, cosechó un magro 7%, pese a contar con resortes del Estado y maquinaria clientelar.

    Esto sella el veredicto negativo del pueblo sobre el gobierno de Juan Manuel Santos. Humberto de la Calle, figura central en el logro de los Acuerdos de Paz con las FARC en La Habana, fue votado por el 2%, quizás porque el voto progresista y pro-paz se volcó a otras candidaturas. Los restantes candidatos no llegaron al 1% de los votos válidos.

    La participación fue del 53%, superando en algo la crónica abstención en Colombia, cuyo promedio de participación electoral ha sido de un 46% entre 1978 y 2010, según datos de la Registraduría Nacional. En relación a las elecciones de 2014, acudieron en primera vuelta a las urnas casi seis millones y medio más de votantes, sobre todo jóvenes y mujeres.

    ¿Qué representa cada candidato?
    Decir Iván Duque es decir Álvaro Uribe Vélez.

    Y decir Uribe Vélez es decir EEUU y Plan Colombia. Es hablar de “falsos positivos”, chuzadas a opositores, mano dura y militarización.

    Si gana Duque, ganarán los grupos económicos corporativos, los conglomerados financieros, los medios hegemónicos, los terratenientes, ganarán los megaproyectos. Ganará un amplio arco de violencias, el paramilitarismo rural, el imperialismo y la guerra.  Perderán los campesinos desheredados, los líderes sociales, las comunidades rurales, los ex combatientes de la insurgencia. Perderán los pobres, los desocupados, el equilibrio medioambiental y se alejará la posibilidad de una América Latina libre e integrada.

    Si gana Petro, ganará la posibilidad de una Colombia algo más democrática y pacífica, una Colombia algo más humana. Ganarán los sectores empobrecidos de las periferias.

    Ganará la historia truncada con la muerte de Eliécer Gaitán.

    Duque es un neoliberal a ultranza. Previo a su primer y único período senatorial trabajó durante doce años como funcionario del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), fue asesor del ministerio de Hacienda en el gobierno conservador de Pastrana y también por un breve período consultor de CAF-Banco de Desarrollo de América Latina. Es predecible que apunte a construir megaproyectos de infraestructura, sobre todo en aquellas zonas anteriormente controladas por la guerrilla, favoreciendo al sector desarrollista y agroexportador,

    lo cual impedirá el retorno de la población desplazada por la guerra, acentuando además el éxodo forzado del campesinado a las ciudades.

    Ha sido el perfil elegido por el ex presidente Uribe con la idea de proponer una imagen pública más joven y en apariencia alejada de la degradada política tradicional, aunque claramente dependiente por completo de ella.

    Petro propugna un capitalismo menos descarnado, con propuestas de mayor inclusión, movilidad social ascendente y un menor impacto ambiental. Ha convocado a unirse en lo fundamental – defender los acuerdos de paz y su implementación, la educación pública, los derechos humanos, la tolerancia política, la separación de poderes – y dejar de lado las particularidades para conformar un gobierno de alianzas.

    Otra de las luchas centrales en esta elección es entre una justicia amañada por el poder o un progresivo – aunque seguramente lento – avance de derechos para la tan vapuleada población colombiana. Entre la impunidad y la posibilidad de verdad y justicia para los millones de víctimas del conflicto armado.

    Lo que también está en juego, al igual que en otros lugares de la región, son los derechos a la diversidad, la no discriminación y libre elección sexoafectiva. Si bien el candidato pentecostalista Trujillo sacó en primera vuelta apenas un 0.4%, esta tendencia fue una de las que ayudó a volcar el resultado del plebiscito de Octubre 2016 por el No, por lo que sin duda estuvo y está representada en la candidatura de Iván Duque.

    La irresponsabilidad de los que son responsables
    ¿Quiénes son los responsables de que Colombia sea uno de los países más desiguales del mundo? O de la concentración extrema de tierras fértiles en pocas manos, que es prácticamente decir lo mismo. ¿Quiénes han hecho de la democracia en este país un tablero de corrupción partidocrática?

    ¿Quiénes fueron los causantes de la guerra que asoló a la nación durante más de cinco décadas? ¿Quiénes hicieron de Colombia el mayor productor de cocaína del mundo?

    Los responsables estructurales son los mismos que hoy se agrupan bajo el ala de la candidatura de Iván Duque y de su mentor-gestor Uribe Vélez. Es una reedición apenas barnizada de aquel Frente Nacional a través del que, entre 1958 y 1974, conservadores y liberales se alternaron en el gobierno para frenar cualquier viso de transformación social. Es la continuidad del patriciado plutocrático de unas pocas familias que manejan política y justicia en este país desde su misma independencia nacional. No por nada se repiten una y otra vez los mismos apellidos en la política colombiana conformando un tinglado impermeable al pueblo de a pie.

    Esta irresponsabilidad social de la derecha es acompañada hoy por la irresponsabilidad política e histórica de algunos dirigentes, aparentemente disidentes, pero finalmente funcionales a que todo siga igual.

    El voto en blanco proclamado por alguno de ellos, es en esta oportunidad una opción mezquina, que sólo se explica por especulaciones de posicionamiento o por el deseo de continuar siendo potables para el establishment, aunque no es de descartar que alguno de estos dirigentes haya recibido presiones en ese sentido.

    La enorme responsabilidad de los que no son los responsables
    El pueblo siempre es el que sufre las consecuencias, a pesar de estar comúnmente alejado de las decisiones. Salvo quizás en esta ocasión, una oportunidad de oro para intentar algo distinto. La responsabilidad recae esta vez sobre la ciudadanía, en desafío al facilismo, la inercia y la irresponsabilidad dirigencial.

    Frente a lo que parece una alianza incólume del centro a la derecha, los sectores del electorado que podrían balancear y cambiar las cosas son dos: Por un lado, los que votaron por Fajardo o La Calle, alrededor de cinco millones de electores o 13.6% del padrón. Por el otro, los que no concurrieron a votar, más de diecisiete millones de colombianos y colombianas que representan el 47% del total.

    El primer sector, aunque dividido, tenderá mayoritariamente hacia la candidatura de Petro, votando los restantes en general en blanco o absteniéndose, sin que un número significativo vuelque su apoyo a Duque. Estos votos en blanco se harán eco de los temores difundidos por la propaganda difamatoria sobre un posible gobierno de Petro, serán víctimas de la manipulación por las redes y los medios o de sus propias aspiraciones de continuar siendo el furgón de cola de un sistema armado para pocos. La fiesta a la que no serán invitados, como se dijo – acertadamente – en la campaña previa al gobierno de Macri en Argentina.

    En cuanto a los que no participaron en primera vuelta, ellos y ellas son los que tienen la última palabra. Las elecciones polarizadas suelen tener una mayor afluencia de votantes en el balotaje cuando no están decididas, es decir cuando ir a votar puede representar la diferencia. La pregunta es cuántos serán y qué los movilizará.

    A la gran proporción poblacional que grita silenciosamente con su abstención, se le endilga falta de conciencia cívica. Desde los parámetros de la democracia regida por el capital, dicha conducta es considerada en público como negativa, aunque se la favorece degradando a la política en general. Así queda la vía libre para que el gran capital se sirva de los aparatos enquistados en el Estado para aumentar sus beneficios. Si así no lo hicieren, les espera a estos funcionarios una condena mediática o incluso penal. Ese es el núcleo de la corrupción real: la dependencia del poder político formal del poder real, en manos de las corporaciones de negocios.

    ¿Acaso esa abstención no es entonces signo inequívoco de protesta y resistencia a ese funcionamiento? ¿Acaso no es una constatación de que, finalmente, votar no sirve?

    ¿Acaso no es una acusación flagrante a la falta de coherencia que exhiben los candidatos traicionando al votante y a sus mejores esperanzas? Claro que lo es.

    Sin embargo, el sistema se las ha arreglado para acallar y anular esta queja. El mecanismo es expedito y sencillo. Los únicos votos válidos son aquellos que se emiten prolijamente por alguna de las alternativas en liza. Por ello, la abstención se ha convertido en opción inútil, perdiendo toda efectividad.

    En esta segunda vuelta, el voto en blanco no representa rebelión sino sumisión. Significa facilitar los negociados, la profundización de las desigualdades, el aumento de la delincuencia y un regreso a un pasado doloroso.

    ¿Quién ganará la elección?

    Ojalá el pueblo, el campesinado y la mayoría ciudadana logren sobreponerse al fraude, a la compra de votos, a la extorsión, a la manipulación de las grandes cadenas de radio y televisión, a la presión extranjera, la farsa publicitaria y optar con mayor libertad interna entre dos opciones esta vez distintas.

    Si eso ocurre – y no es en absoluto fácil que suceda – ganará el pueblo, acaso por primera vez desde hace décadas.

     

    Categorías: Noticias regionales

    AMÉRICA LATINA EMPIEZA A DESCUBRIR LA MOVILIDAD ELÉCTRICA

    Lun, 04/06/2018 - 17:12



    Por Daniel Gutman ***

    Con 80 por ciento de su población viviendo en ciudades y un parque automotor que crece a las tasas más altas del mundo, América Latina tiene las condiciones para iniciar la transición hacia la movilidad eléctrica, pero las políticas públicas no están, al menos por ahora, a la altura de las circunstancias.

    Ese es el diagnóstico de ONU Medio Ambiente, de acuerdo a una conferencia que dos de sus funcionarios dieron el martes 29 en uno de los auditorios de la Cámara de Diputados de Argentina, en Buenos Aires.

    Podio de la conferencia en la Cámara de Diputados de Argentina, donde representantes de ONU Medio Ambiente aseguraron que será el transporte público, que en América Latina tiene la mayor tasa de uso por habitante del mundo, el que encabece la transición hacia la movilidad eléctrica.Crédito: Daniel Gutman/IPS

    El cambio hacia la movilidad eléctrica, sin embargo, va a llegar inexorablemente, en pocos años, y en América Latina comenzará por el transporte público de pasajeros, dijo el coordinador regional de cambio climático de la agencia de Naciones Unidas, Gustavo Máñez, quien se valió de dos fotografías de la Quinta Avenida de Nueva York para ilustrar su pronóstico.

    La primera imagen correspondía a 1900 y los carros tirados por caballos copaban la escena. La segunda era de apenas 13 años después y solo se veían automóviles. “Como ya sucedió en otros momentos de la historia, esta vez la transición se dará de manera muy rápida. Estoy viendo en todo el mundo que los fabricantes de autos buscan unirse a esta ola de la movilidad eléctrica porque saben que, si no, van a quedarse sin mercado”, afirmó Máñez.

    Las proyecciones indican que América Latina podría, durante los próximos 25 años, ver triplicarse su parque de automóviles, que superaría los 200 millones de vehículos hacia 2050, de acuerdo a la Agencia Internacional de la Energía.

    Ese crecimiento, si la transición hacia la movilidad sostenible no se acelera, pondrá en serio peligro el cumplimiento de las contribuciones nacionales comprometidas en el marco del planetario Acuerdo de París sobre cambio climático, según Máñez.

    La razón es que el sector del transporte es responsable de casi 20 por ciento de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) de la región.

    En ese sentido, el funcionario elogió al nuevo presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, quien llamó a suprimir el uso de combustibles fósiles y descarbonizar  la economía. Y valoró que “Chile, Colombia y México estén trabajando para aplicar impuestos al transporte por sus emisiones de carbono”. “Eso es un ejemplo de políticas públicas destinadas a generar demanda de vehículos eléctricos”, dijo Máñez, mientras otro caso positivo es el de Uruguay, uno de los países de la región que más ha avanzado en movilidad eléctrica, que estimula con beneficios impositivos. “Pero todavía la región tiene que trabajar muchísimo en el desarrollo de incentivos para la movilidad eléctrica y la quita de subsidios para los combustibles fósiles”, agregó.

    En ese sentido, pidió que América Latina mire el ejemplo de los países escandinavos, donde los vehículos eléctricos ya tienen un importante protagonismo, gracias a que sus conductores gozan de privilegios para estacionar o para utilizar los carriles destinados al transporte público,  además de otras medidas sostenidas en el tiempo.

    En la región las realidades son dispares.

    Así, mientras en Brasil se venden vehículos eléctricos desde hace años, el país anfitrión de la conferencia va muy rezagado y recién comercializa un modelo desde este año.

    Un autobús eléctrico estacionado en una calle céntrica de Montevideo.
    Crédito: Inés Acosta/IPS

    De hecho, el encuentro fue pilotado por el diputado argentino Juan Carlos Villalonga, de la alianza gobernante Cambiemos y autor de un proyecto de ley que promueve la instalación de estaciones de recarga de vehículos eléctricos, lo que por ahora está fuera de la agenda legislativa. “El primer objetivo es generar un debate en la sociedad acerca de la movilidad sustentable”, dijo Villalonga, quien reconoció el atraso argentino con respecto a otros países de la región en la transición hacia energías limpias.

    Argentina recién arrancó hace un par de años con el desarrollo de energías renovables no convencionales, cuyo peso en la matriz de generación eléctrica es todavía insignificante.

    En cuanto a movilidad eléctrica, el gobierno de la autónoma Ciudad de Buenos Aires espera poner en funcionamiento a fin de año ocho buses experimentales, de manera de acceder a una primera evaluación, en una flota que tiene 13.000 colectivos, como se llaman en Argentina a los ómnibus de transporte público.

    No es el combate contra el cambio climático el único motivo que justifica el impulso a la movilidad eléctrica. “La salud es otra poderosa razón, ya que los motores de combustión interna generan una gran contaminación atmosférica. Solo en Argentina, casi 15.000 personas por año mueren prematuramente debido a la mala calidad del aire, dijo José Dallo, jefe de la Oficina del Cono Sur de ONU Medio Ambiente, con sede en Montevideo. “Por otro lado, también hay una cuestión de seguridad energética, ya que los precios de  la electricidad son más estables que los del petróleo”, agregó.

    ONU Medio Ambiente presentó en 2016 un documento de 84 páginas titulado “Movilidad Eléctrica. Oportunidades para  Latinoamérica”, en el que sostuvo que el cambio significaría para la región una disminución de 1,4 gigatoneladas de emisiones de dióxido de carbono, responsable de 80 por ciento de las emisiones de los GEI, y un ahorro de 85.000 millones de dólares en combustibles hasta 2050.

    En ese documento se reconoce que entre los obstáculos que presenta la región figuran los subsidios a los combustibles fósiles “y un suministro eléctrico inferior al de los países desarrollados, donde hasta ahora está concentrado el auge de la movilidad eléctrica”.

    También se indica que América Latina es la región con mayor uso de buses por persona en el mundo y que el transporte público “posee  un potencial estratégico para ser la punta de lanza de la movilidad eléctrica”.

    En esa línea, durante la conferencia en Buenos Aires también se contó la experiencia que lleva adelante Chile a través del Consorcio Movilidad Eléctrica, una iniciativa mixta con la participación del Ministerio de Transportes y de instituciones científicas de Chile y Finlandia.

    El ingeniero Gianni López, exdirector de la gubernamental Comisión Nacional de Medio Ambiente del país andino y miembro del Centro Mario Molina de Investigación y Desarrollo, aseguró que  “en Chile ya hay una decisión tomada de llevar el transporte público hacia la movilidad eléctrica”.

    Detalló, en ese sentido, que habrá 120 buses eléctricos operando el próximo año en Santiago y que el objetivo es que en 2025 ya circulen 1.500, lo que es más de 25 por ciento de una flota total de cerca de 7.000 unidades de transporte público. “Son muchas las características que hacen más fácil empezar por los buses públicos que por los autos particulares”, dijo López.

    “Por un lado, los buses circulan muchas horas por día y entonces el retorno de la inversión se consigue mucho más rápido; por otro lado, como tienen rutas fijas, es más sencilla la instalación de sistemas de recarga; y la autonomía no es un problema porque uno sabe exactamente qué distancia va a recorrer cada día”, precisó.

    Un ejemplo en ese sentido es el de Uruguay, en cuya capital operan taxis eléctricos desde 2014 y desde 2016 una empresa privada de transporte público cuenta con un servicio regular con buses eléctricos. Además desde diciembre pasado, se inauguró una “ruta verde” de 400 kilómetros, con estaciones de recarga cada 60 kilómetros.

    En cuanto al costo de los vehículos eléctricos, Máñez aseguró que China, que lidera la producción y venta de vehículos eléctricos, ya está cerca de llegar a la paridad del costo con los vehículos convencionales.

    En ese sentido el funcionario también habló de la necesidad de que en América Latina se desarrolle una tecnología que hoy está poco desarrollada.

    Destacó el caso de Argentina, que no solo es productor de vehículos convencionales, sino que en el norte del país tiene reservas de importancia mundial de litio, mineral utilizado en las baterías de los vehículos eléctricos. El punto es que el litio se exporta como producto primario porque en este país sudamericano no ha desarrollado la tecnología para realizar localmente la fabricación y el ensamblaje de esas baterías.

    Edición: Estrella Gutiérrez

    ​http://www.ipsnoticias.net/2018/05/america-latina-empieza-descubrir-la-movilidad-electrica/​

     

    Categorías: Noticias regionales

    ENTREVISTA A JORGE ALEMÁN: “A MACRI NO LO QUIERE NADIE”

    Dom, 03/06/2018 - 21:14


    Por Pablo Dipierri ***

    De paso por Argentina para la presentación de su último libro, Jorge Alemán conversó con Revista Kamchatka sobre la situación política local. Sostuvo que todavía falta el punto nodal que reúna las demandas que antagonicen con Cambiemos, retaceó la concesión de hegemonía al macrismo y liderazgo al Presidente y alertó sobre la dificultad de sostener el deseo político en la sociedad si no aparece un proyecto alternativo al oficialismo.

    Foto: Estanislao Santos

    Se está viendo una dificultad en las fuerzas opositoras o antagonistas con el macrismo para fortalecerse desde la imaginación política, salvo algunos raptos o iniciativas. Se está poniendo de manifiesto en esos ámbitos una fórmula que ya no entusiasma tanto o que ya se produjo antes y no augura buenos resultados. ¿Qué perspectiva tiene usted?

    Es el problema crucial ese que acaba de mencionar. Porque habría que cumplir, vamos a decir, una triple condición: un antagonismo (basado en un programa con claro contenido antineoliberal), como lo mencionó; luego una organización política de lo social; y finalmente, nombres propios, donde evidentemente el de Cristina (Fernández de Kirchner) juega un rol fundamental pero habría que ver cómo interpreta ella la dinámica de los propios acontecimientos –y tienen que ser o deberían ser nombres propios auténticamente populares-. Como estas tres condiciones todavía no se reúnen, hay un momento en que la propia militancia va sintiendo un desgaste, como si el propio discurso se les deshilachara. Faltaría lo que (Ernesto) Laclau llama un punto nodal, un punto de cierre o un lugar desde donde se resignifique todo lo que estamos haciendo. Ese punto nodal todavía no está y no digo que eso sea un error sino que puede ser que no se hayan dado los tiempos o que sean necesarios algunos pasos para que haya ese elemento que logre configurar el proyecto.

    Hay quienes se han apurado a otorgarle el carnet de hegemonía a Cambiemos, cuando a todas luces hay tensiones al interior de esa alianza. Y aunque eso no implique necesariamente un cataclismo al estilo del 2001, da la sensación que ese bloque está más unido por el espanto al fantasma del populismo que por un programa propio. De esta manera, uno se podría preguntar si la tarea pendiente es la construcción de una mayoría o alcanza con que una fracción, sea por accidente o inteligencia, se haga de una posición que reúna preferencias electorales en un momento determinado…

    En la pregunta hay varios temas implicados a la vez. En primer lugar, habría que ver desde qué ángulo teórico se trata el concepto de hegemonía. Yo diferencio poder de hegemonía. Creo que el macrismo forma parte de los dispositivos de poder pero no constituye una hegemonía porque eso requeriría articular diferencias en un horizonte de una voluntad popular, con la construcción y la emergencia de un liderazgo nuevo. Y a (Mauricio) Macri no lo quiere nadie, es más bien el odio a Cristina el que constituye al macrismo. Además, no necesita una hegemonía porque tiene todos los dispositivos neoliberales a su favor y, a la vez, la matriz narrativa del discurso macrista es igual en todas partes del mundo: pesada herencia, despilfarro, corrupción. En todo caso, lo que lo distinguiría sería que, en vez de ser un trabajo de las corporaciones, parece ser que hay una banda de amigos que se reparten las cosas.


    Después está el otro problema señalado, que es diferente. Una cosa es construir un proyecto hegemónico, que no necesariamente está regido por una lógica electoral sino que se percibe o se presenta a sí mismo como una organización política, y otra cosa es ganar en el 2019. Son dos problemas que podría parecer que van juntos pero son distintos. Ganar en 2019 podría ser que ocurriese por azar, si una fórmula conquista una mayoría. Eso no se traduce a que haya una organización política con vocación hegemónica. Sin duda, el kirchnerismo tiene un gran caudal militante y una gran energía social. 
    Pero, a mi juicio, en este momento aún carece de la organización que debería tener.

    ¿Los ganadores del 2015 han inhibido el deseo político de la sociedad argentina?
    Pienso que, en realidad, no. Pero sí es cierto que tenemos el problema que formulé en la primera respuesta. Entiendo que los tiempos sean muy difíciles de conjugar pero, si en algún momento, no aparece delimitado cómo es el proyecto puede haber dificultades para que ese deseo se sostenga. Una forma que tiene el neoliberalismo de quebrarte es generar la sensación colectiva de que no hay alternativa.


    ¿Algo así ocurrió en los 90’?

    También, sí. Pero los 90’ eran todavía una época histórica distinta. Ahora hay un dispositivo mundial funcionando. En los 90’, se pensaba la globalización. Ahora, ya es un estado de guerra permanente y, luego, dispositivos neoliberales que llaman al sacrificio compartido a las poblaciones.

    Pero, a su vez, en Argentina en particular y en Latinoamérica en general, el sedazo cultural era muy grande en aquellos años y mucho más potente y efectivo que ahora, donde hay un saldo organizativo distinto. Acaba de mencionarlo al referirse a la energía militante kirchnerista, si se quiere. ¿Eso pone las cosas en otro estadio?

    Es otro estadio, sí. Además, el menemismo tenía sus adherentes. Los adherentes del macrismo son todos ambivalentes.

    ¿Podría profundizarlo?

    Macri no suscita adhesiones, vive del odio que ha generado el proyecto anterior…

    Aunque parezca tonta la pregunta, ¿cree que el amor vence al odio?

    (Silencio) En algunos casos, sí. En otros, no. No hay una ley general para esa pregunta. Me gustaría tener una respuesta general para eso. Sí puedo decir que el amor es más radical que el odio.

    ¿Por qué? ¿Porque tiene mayor alcance que el rechazo?
    No, el rechazo tiene mucho alcance. Un insulto es inolvidable. Y el amor no acierta o no da en el blanco como lo hace el insulto. Pero el amor es más transformador.

    Siguiendo con esa dicotomía, ¿el odio cuesta menos trabajo que el amor?
    Sí, porque en el odio se conserva la identidad. El amor obliga a que la identidad se transforme y uno se vuelva otra clase de sujeto.

    Entonces, ¿es un desafío mayor la construcción política del campo popular porque, además de construir el rechazo de aquello con lo que antagoniza, precisa construir un amor propio de manera colectiva?
    Sí, en una construcción política no sos vos lo único que interesa. ¿Qué sería lo más angustiante de esta etapa política?

    Que no encontremos el punto de anclaje que nos permita reorganizarnos.

    ​http://www.revistakamchatka.com.ar/dialogos/a-macri-no-lo-quiere-nadie/​

     

    Categorías: Noticias regionales

    AQUÍ ESTÁN TODOS LOS DATOS QUE FACEBOOK Y GOOGLE TIENEN SOBRE USTED

    Dom, 03/06/2018 - 21:03

    Por Dylan Curran ***

    La recolección de nuestros datos personales va mucho más allá de lo que muchos de nosotros podríamos imaginar. Así que me preparé y eché un vistazo

    Una porción de los datos que Facebook conserva en el autor: ‘Esta información tiene millones de usos nefastos’.

    ¿Quieres salir? Voy a mostrar cuánto de sus likes (me gusta) de Facebook y Google Store acerca de usted, sin siquiera usted darse cuenta.

    Google sabe dónde has estado
    Google almacena su ubicación (si tiene activado el seguimiento de ubicación) cada vez que enciende su teléfono. Puede ver una línea de tiempo de dónde ha estado desde el primer día que comenzó a usar Google en su teléfono.

    Haga clic en este enlace para ver sus propios datos: google.com/maps/timeline?… Aquí está cada lugar en el que he estado en los últimos 12 meses en Irlanda. Puedes ver la hora del día en que estuve en el lugar y el tiempo que tardé en llegar a ese lugar desde el anterior.

    ‘Un mapa de Google de cada lugar en el que he estado en Irlanda este año’. Fotografía: Dylan Curran

    Google sabe todo lo que has buscado y eliminado

    Google almacena el historial de búsqueda en todos sus dispositivos. Eso puede significar que, incluso si usted elimina su historial de búsqueda e historial de teléfono en un dispositivo, aún puede tener datos guardados de otros dispositivos . Haga clic en este enlace para ver sus propios datos: myactivity.google.com/myactivity

    ¿Por qué hemos renunciado a nuestra privacidad en Facebook y otros sitios con tanta disposición? ​

     Google tiene un perfil publicitario de usted
    Google crea un perfil publicitario basado en su información, que incluye su ubicación, sexo, edad, aficiones, carrera, intereses, estado de relación, peso posible (¿necesita perder 10 libras en un día?) E ingresos. Haga clic en este enlace para ver sus propios datos: google.com/settings/ads/

    Google conoce todas las aplicaciones que usa
    Google almacena información sobre cada aplicación y extensión que utiliza. Sabe con qué frecuencia los usa, dónde los usa y con quién los usa para interactuar. Eso significa que saben con quién hablas en Facebook, en qué países estás hablando, a qué hora te vas a dormir. Haga clic en este enlace para ver sus propios datos: security.google.com/settings/secur…

    Google tiene toda tu historia de YouTube

    Google almacena toda tu historia de YouTube, por lo que probablemente sepan si serás padre pronto, si eres conservador, si eres progresista, si eres judío, cristiano o musulmán, si se siente deprimido o suicida, si es anoréxica … Haga clic en este enlace para ver sus propios datos: youtube.com/feed/history/s…
    Los datos que Google tiene sobre usted pueden llenar millones de documentos Word
    Google ofrece una opción para descargar todos los datos que almacena sobre usted. He solicitado descargarlo y el archivo tiene 5.5GB de tamaño , que son aproximadamente 3 millones de documentos Word.

    Este enlace incluye tus marcadores, correos electrónicos, contactos, tus archivos de Google Drive, toda la información anterior, tus videos de YouTube, las fotos que tomaste en tu teléfono, las empresas que compraste, los productos que compraste a través de Google …

    También tiene datos de su calendario, sus sesiones de hangouts de Google, su historial de ubicaciones, la música que escucha, los libros de Google que ha comprado, los grupos de Google en los que está, los sitios web que ha creado, los teléfonos que usted usa. propiedad, las páginas que has compartido, cuántos pasos camina en un día … Haga clic en este enlace para ver sus propios datos: google.com/takeout

    Facebook tiene resmas y resmas, una gran cantidad de datos sobre ti, también
    Facebook ofrece una opción similar para descargar toda tu información. El mío era de aproximadamente 600MB, que son unos 400.000 documentos de Word. Esto incluye todos los mensajes que haya enviado o vaya a a enviar, cada archivo que haya enviado o vaya a enviar, todos los contactos en su teléfono y todos los mensajes de audio que haya enviado o ser´enviado. Haga clic aquí para ver sus datos: https://www.facebook.com/help/131112897028467

    ‘Una instantánea de los datos que Facebook me ha guardado’. Fotografía: Dylan Curran

    Facebook almacena todo, desde tus stickers hasta tu ubicación de inicio de sesión Facebook también almacena lo que cree que le puede interesar en función de las cosas que le gustaron y de lo que usted y sus amigos hablan (aparentemente me gusta el tema “niña”). Algo sin sentido: también almacenan todas las pegatinas (stickers) que has enviado en Facebook (no tengo ni idea de por qué lo hacen. Es solo una broma en este momento).

    También almacenan cada vez que inicie sesión en Facebook, desde donde inició sesión, a qué hora y desde qué dispositivo. Y almacenan todas las aplicaciones que alguna vez ha conectado a su cuenta de Facebook, por lo que pueden adivinar que estoy interesado en política y diseño web y gráfica, que estaba soltero entre X y Y período con la instalación de Tinder, y que conseguí un teléfono HTC en noviembre. (Nota al margen, si tiene Windows 10 instalado, esta es una imagen de solo las opciones de privacidad con 16 submenús diferentes, que tienen todas las opciones habilitadas por defecto cuando instala Windows 10)

    Pueden acceder a su webcam y micrófono
    Los datos que recopilan incluyen el seguimiento de dónde uno se encuentra, qué aplicaciones ha instalado, cuándo las usa, para qué las usa, acceso a su cámara web y micrófono en cualquier momento, sus contactos, sus correos electrónicos, su calendario, su historial de llamadas, los mensajes que envía y recibe, los archivos que descarga, los juegos que juega, sus fotos y videos, su música, su historial de búsqueda, su historial de navegación, incluso las estaciones de radio que escucha. ​ Estas son algunas de las diferentes maneras en que Google obtiene tus datos
    Obtuve el documento de Google Takeout con toda mi información, y este es un desglose de todas las formas diferentes en que obtienen su información.

    ‘Mi documento de Google Takeout’. Fotografía: Dylan Curran

    Aquí está el documento del historial de búsqueda, que tiene 90.000 entradas diferentes, incluso mostrando las imágenes que descargué y los sitios web a los que accedí (mostré la sección de Pirate Bay para mostrar cuánto daño puede hacer esta información). ​ Google sabe a qué eventos asistió y cuándo
    Aquí está mi Calendario de Google desglosado, que muestra todos los eventos que he agregado, si realmente los atendí, y a qué hora asistí (esta parte es cuando fui a una entrevista para un trabajo de marketing, y a qué hora llegué). ) ​

    Y Google tiene información que borraste
    Este es mi Google Drive, que incluye archivos que eliminé explícitamente, incluido mi currículum, mi presupuesto mensual y todos los códigos, archivos y sitios web que he creado, e incluso mi clave privada PGP, que eliminé, que utilizo para encriptar correos electrónicos.

    Google puede conocer su rutina de ejercicios
    Este es mi Google Fit, que muestra todos los pasos que he dado, cada vez que he caminado a cualquier parte, y todas las veces que he registrado alguna meditación / yoga / entrenamientos que hice (eliminé esta información y revoqué Google Permisos de Fit).

    Y tienen años de fotos
    Esta es todas las fotos tomadas con mi teléfono, desglosadas por año, e incluye metadatos de cuándo y dónde tomé las fotos

    FacebookGorjeoPinterest

    Google tiene todos los correos electrónicos que has enviado

    Todos los correos que he enviado, que me han enviado, incluidos los que eliminé o que fueron categorizados como spam.

    FacebookGorjeoPinterest ​

    Y hay más
    Haré un breve resumen de los miles de archivos que recibí en mi Actividad de Google. En primer lugar, cada anuncio de Google que haya visto o hecho clic, todas las aplicaciones que he lanzado o usado y cuando lo hice, todos los sitios que he visitado y a qué hora lo hice, y cada aplicación que tengo alguna vez instalado o buscado.

    ‘Tienen todas y cada una de las búsquedas de Google que realicé desde 2009’.

    También tienen cada imagen que he buscado y guardado, cada ubicación que he buscado o hecho clic, cada artículo de noticias que he buscado o leído, y cada búsqueda de Google que realicé desde 2009. Y finalmente, cada video de YouTube que haya buscado o visto en mi vida desde 2008.

    Esta información tiene millones de usos nefastos. Dices que no eres un terrorista .Entonces, ¿cómo es que estabas buscando a Isis en Google? ¿Trabajas en Google y sospechas de tu esposa? Perfecto, solo busca su ubicación y el historial de búsqueda de los últimos 10 años. ¿Administrar para obtener acceso a la cuenta de Google de alguien? Perfecto, tienes un diario cronológico de todo lo que esa persona ha hecho durante los últimos 10 años.

    Esta es una de las cosas más locas de la era moderna.

    Nunca permitiremos que el gobierno o una corporación coloque cámaras/micrófonos en nuestras casas o rastreadores de localización. Pero seguimos adelante y lo hicimos nosotros mismos porque – ¡al diablo con eso!

    Quiero ver lindos videos de perros.

    • Se corrigió una leyenda el 28 de marzo de 2018 para reemplazar “opciones de privacidad en Facebook” por “opciones de privacidad en Windows 10”.

    * Dylan Curran es un consultor de datos y desarrollador web, que realiza una amplia investigación para difundir la conciencia técnica y mejorar la etiqueta digital

     

    http://questiondigital.com/aqui-estan-todos-los-datos-que-facebook-y-google-tienen-sobre-usted/

    Categorías: Noticias regionales

    ¿TENER UNA OFFSHORE NO ES DELITO?

    Dom, 03/06/2018 - 20:15

    Por Agustín Carrara ***

    Desde los Panama Papers, la discusión sobre la utilización de sociedades offshore ha girado casi exclusivamente en torno a la inclusión o no de dichas sociedades en las declaraciones juradas de los funcionarios públicos.

    Básicamente, se afirma que si las sociedades offshore están declaradas, podrá ser moralmente reprochable pero es legal. Esto es falso: una offshore puede estar declarada y aun así estar siendo utilizada para cometer un delito. Para entender eso es necesario analizar qué es la elusión de impuestos y por qué es una maniobra criminal, en contra de lo que sostienen muchos abogados, economistas y contadores.

    Evasión, elusión y planificación tributaria
    Pueden pensarse tres grandes grupos de hechos. Por un lado, la “evasión fiscal”: uno/a engaña al Estado para pagar menos impuestos de los que debería (por ejemplo, usando facturas truchas). Esto, desde luego, es ilegal. En el otro extremo se sitúa la “planificación tributaria”. Alguien elige poner su fábrica en una zona donde el Estado quiere fomentar la industria y por ende cobra menos impuestos. Esto es legal.

    Finalmente, algunos/as han sostenido que entre estos dos conceptos existe una “zona gris”, donde ubican a la elusión (no evasión) de impuestos. La elusión implica tomar algunos instrumentos creados por el Estado con un determinado objetivo y utilizarlos con el único fin de pagar menos impuestos.

    ¿No parece incoherente que alguien constituya una sociedad en Panamá solamente para hacer un negocio en Brasil? ¿O que el principal grupo económico argentino diga que tiene su casa matriz en Luxemburgo? ¿O que jugadores de fútbol vendidos de Argentina a Europa primero “pasen” por clubes uruguayos en los que no llegan a jugar ni un partido? Si esto parece confuso o complejo, es simplemente porque está escondiendo una ilegalidad.

    Gato por liebre

    En el fondo, el problema de la elusión de impuestos es un problema de interpretación de la ley.  Quienes eluden impuestos pretenden que la ley se interprete solamente de modo literal, para evitar que se tenga en cuenta también cuál es el fin o propósito de esa norma. La base de la elusión de impuestos es un engaño al Estado: a un hecho se le pretende imponer una forma o apariencia (“el jugador llega a Europa desde Uruguay”) que no coincide con su sustancia (“el jugador llega a Europa desde Argentina”).

    La Corte Suprema de Justicia de la Nación ha dicho que la primera forma de interpretación de la ley es la literal, pero no es la única. Otra es la interpretación teleológica, esto es, por la finalidad de la norma. Además, nuestra ley establece el “principio de realidad económica”: los impuestos se deben cobrar según lo que el contribuyente haga, no según lo que diga que hace. En definitiva, se debe identificar cuál es la “verdadera naturaleza” del hecho.

    Nuestras normas actuales alcanzan para castigar la elusión fiscal. La norma está; lo que falta es que la Justicia y los organismos de control y supervisión comiencen a interpretarla adecuadamente. Esto es, que se castigue la elusión fiscal como un caso de evasión.

    Es imprescindible abandonar la tesis de la “zona gris”. Tener una offshore técnicamente no es delito, es cierto. Pero la pregunta no es ésa. La pregunta es por qué alguien tiene una offshore. Y en la respuesta a esa pregunta encontraremos el delito.

    * Agustín Carrara – Director ejecutivo del Centro de Investigación y Prevención de la Criminalidad Económica

    ​https://www.pagina12.com.ar/107310-tener-una-offshore-no-es-delito​

     

    Categorías: Noticias regionales

    EL DÍA QUE BOCHINI NO JUGÓ PARA INDEPENDIENTE

    Dom, 03/06/2018 - 20:02

    Por Marcelo Rodríguez ***

    En épocas de amor efímero, la fidelidad de Ricardo Bochini con Independiente es un ejemplo. Pero pocos saben que en 2007 le pidió a la AFA su pase para firmar con Barracas, que en ese momento estaba gerenciado y jugaba en Bolívar.

    Llovía. El aguacero parecía una de esas tempestades que presagian tragedias, un antes y un después, alguna calamidad. Y fue en ese instante, en medio de un diluvio universal que aquel Dios del fútbol, personaje de la mitología futbolera que jugaba en puntas de pie, figura sagrada del Diablo dijo basta. Ricardo Enrique Bochini, 53 años, 706 partidos en Independiente, ganador de cuatro Copas Libertadores, dos Copas Intercontinentales, campeón del mundo en 1986 e ídolo de Diego Maradona pidió el cambio. Fue el final, la despedida definitiva. Antes, el 5 de mayo de 1991, había jugado su último partido en Independiente. Pero volvió 16 años después. El Bocha había logrado lo improbable: el pase de Independiente gestionado a través de la AFA y la firma de un contrato con Barracas, que en ese entonces estaba gerenciado y hacía de local en Bolívar. Fue su reinvención retratada en 41 minutos, lo que le aguantaron las piernas contra los veinteañeros y los de treinta y pico de Deportivo Argentino de Pehuajó. Una noche, allá, en Bolívar, lejos de las grandes luces, como quien busca refugio en las sombras, el creador de un estilo de pases le fue infiel por primera y única vez a su camiseta.

    Bochini creyó que era un partido más, uno de tantos. Uno como el que había jugado en 1992 con un equipo de Laboulaye, Córdoba, en un amistoso contra Atlanta. “Ese día la rompí, jugué una barbaridad”, le dice a Enganche. Y revela lo que sintió esa tarde, cuando ya se pensaba un ex jugador: “Hacía un año que me había retirado, pero con el partido que jugué contra Atlanta, que estaba en la B, creí que podía volver. Esa fue la única vez que me lo planteé seriamente: pensé en jugar otra vez en Independiente”. Bochini también recuerda otro partido con una camiseta distinta. La del día en que reforzó a Argentinos Juniors y compartió equipo con Maradona. Aquella vez el Bocha no fue el 10, si no el 8. La 10 la vistió, por supuesto, Diego. Y juntos, dice, hicieron un desparramo: el 15 de agosto de 1979, en el cumpleaños 75 del club de La Paternal, dos de los Rolling Stones del fútbol argentino arrastraron a su equipo a una victoria 5 a 4 sobre Talleres de Córdoba, en cancha de Vélez. Fue una fiesta. Fue un derroche de fútbol. Fue una noche de realismo mágico.

    Pero fue un amistoso.
    La única vez que Bochini jugó oficialmente con otra camiseta fue el 25 de febrero de 2007. O hay que decirlo desde la negación: fue el día en que Bochini no jugó para Independiente. “Después, con el tiempo, me di cuenta que eso significaba no haber jugado el último partido en Independiente. Pero ya está”. Bochini dice ya está, resignado. El tipo que podía desafiar al destino durante los partidos, lo que no puede es cambiar la historia. “Acá nadie se olvida de la vez que jugó Bochini”, dice el periodista Sebastián Mesquida, del diario La Mañana de Bolívar. Sus recuerdos se entreveran bajo esa lluvia que define como “torrencial”. Aunque una imagen nítida sobrevive en sus recuerdos, más que las jugadas de Bochini. ​

    “Había un señor que gritaba ‘gracias, Bocha, gracias, Bocha’”. Era un mantra, la adoración a un hombre que doblaba en edad a los otros 21 y que no corría; no porque no pudiera, sino porque no le hacía falta. “Yo estaba al lado de uno de los bancos de suplentes -sigue Mesquida- y detrás del alambrado estaba ese hincha, que no era de acá, supongo que sería de Buenos Aires, y no dejaba de gritarle. Fue algo impresionante porque el señor, un hombre grande, no paraba de llorar. No me olvido más. Cómo lloraba, agradecido, ese hincha por Bochini”.

    El 10 de los de rojo reclama. La camiseta, casualmente, es del color que siempre usó Bochini. Una coincidencia que, al menos, no destiñe el contraste de verlo jugar para otro equipo. El árbitro acaba de anular un gol. Hubiese sido el empate, pero Fernando Álvarez, con la venia de uno de sus asistentes, sanciona off side. “Qué cobrás”, repite Bochini. Lo dice con insistencia. Lo dice cuatro veces. Lo dice haciendo gestos. “No me acuerdo que haya protestado tanto, pero debe ser así”, concede el protagonista de esta historia once años más tarde. No era un gol que iba a decidir nada en su carrera futbolística. Bochini hizo goles memorables y significativos: como el que le marcó a la Juventus de Italia en la final Intercontinental de 1973, luego de una doble pared con Daniel Bertoni. O el que le hizo a Talleres de Córdoba en la final del Nacional 77, cuando el Rojo jugaba con ocho jugadores y su rival con once. O los dos que le hizo a River en otra final, un año después. Esta vez el enojo de Bochini es en un partido del torneo Argentino C (ahora Federal C, que también dejará de existir), una noche escondida para las marquesinas del fútbol. La jugada puede verse en YouTube: Bochini le pasa la pelota al 11, que devuelve la pared, otra vez el 10 la juega de primera, esta vez para el 7, que define: el arquero da rebote y el 11, que no se desentiende de la jugada, la empuja al gol. En ese momento, el equipo local perdía 1 a 0. “Protesté porque cuando jugás, querés ganar y hacerlo lo mejor posible. El fútbol se disfruta tomándolo en serio”, dice ahora Bochini. Ahora es en una charla telefónica en la que también comenta su actuación: “Jugué normal, como uno más. No brillé, pero cuando tocaba la pelota lo hacía bien”. La crónica del diario La Mañana publicada al día siguiente destacó que “fue la despedida del Bocha, quien cosechó aplausos y ovación cada vez que la pelota pasó por sus pies”. En el casi medio tiempo que jugó, Bochini intentó hacer de sí mismo: dibujó dos paredes y tiró un caño, que no prosperó.

    La idea de la transferencia más rara del fútbol argentino fue del periodista y entonces gerenciador de Barracas, Enrique Sacco. Hincha de Independiente, el hombre que logró que el 10 histórico del Rojo jugara para otro equipo había pergeñado un plan: tentar a su ídolo con un partido homenaje. En efecto, en la camiseta de Barracas de aquella vez se leía en el dorsal la leyenda “Bochini” y debajo del apellido, “homenaje Barracas Bolívar”. La pregunta que le había hecho Sacco fue tan simple y directa como el estilo que tenía Bochini para asistir a los delanteros: “¿Te animás a jugar un ratito?”. El Bocha pensó que iba a soportar 20 minutos, rodeado de velocistas que pondrían el partido en modo fast forward, mientras él lo haría en cámara lenta. Jugó el doble de tiempo. De alguna manera, había que justificar el entramado burocrático que tuvo que gambetear para ponerse otra camiseta que no fuera la de Independiente.

    A los 41 minutos del primer tiempo lo reemplazó Sebastián Hauche, primo de Gabriel, quien jugara en Racing antes de irse al exterior. A esa altura, el partido estaba 1 a 1. Sus temores previos acerca de cómo se vincularía con sus compañeros los resume sin eufemismos: “No sabía si me iban a dar la pelota. Algunos corrían con la pelota y yo miraba. Pero cuando me acercaba al 4 o al 5, me la daban. Los delanteros en cambio encaraban solos, eran muy rápidos.

    Mientras se jugaba el segundo tiempo, el mundo en Bolívar se había detenido  alrededor de Bochini. “Había mucha gente de Independiente”, dice Mesquida. Cuando Bochini salió, se rompió el hechizo: solo faltaba el final para completar la estadística. Barracas Bolívar B (la otra versión jugaba en la Primera C, luego de ascender de la D en 2004) ganó 2 a 1 y quedó cerca de la clasificación en su zona. Pero esos datos son parte del archivo. El corazón de esta historia nada tiene que ver con el resultado. Luego del partido, Luciano Ruiz declaró que jugar con Bochini había sido “inolvidable”. Ese día llovía. Y sin embargo, el estadio Deportivo Municipal con capacidad para 7.000 personas estaba poblado en un 70 por ciento. “Para un partido como ése, en el que jugaba el equipo B de Barracas, el de la liga, es hablar de muchísima gente. Y más por cómo estaba el clima”, subraya Mesquida.

    Daniela Roldán tampoco podrá olvidarse de la noche en que vio a su ídolo en su ciudad. Ella fue la ganadora de la camiseta que se sorteó y que ahora atesora como una pieza única de colección. Una reliquia que lleva implícita la marca de autenticidad: la última camiseta oficial de Bochini. “Terminé muy cansado, no podía seguir. No me preparé demasiado para ese partido”, se sincera el 10. Bajo una lluvia que casi no dejaba ver, levantó los brazos y se despidió. Eduardo Sacheri, hincha de Independiente, alguna vez escribió que el paraíso que imaginaba tenía una cancha de fútbol. Y para que fuera verdaderamente un paraíso, los partidos que ahí se jugaran tenían que ser con lluvia. Quizás Bochini, sin saberlo, estaba escribiendo el final de aquel cuento. Por supuesto, con una camiseta roja.

    Aunque no fuera la de Independiente.

    https://www.pagina12.com.ar/106165-el-dia-que-bochini-no-jugo-para-independiente

     

    Categorías: Noticias regionales

    COMUNICACIÓN EN EL CAMPO NACIONAL Y POPULAR INTERROGANTES EN LA ETAPA

    Sáb, 02/06/2018 - 11:54

    Por Red de Comunicadores del MERCOSUR ***

     
    Desde el  segundo semestre del año 2017 los hechos de masas protagonizados, en gran parte, por el movimiento obrero, las organizaciones sociales y los espacios multisectoriales se han multiplicado en todo el país.

    Los ejes o disparadores de las movilizaciones han sido variados: paritarias, represión, reformas previsional y laboral, pacto fiscal, medidas reivindicativas, derechos avasallados, tarifas, despidos, etc.

    Cada acto masivo es un hecho comunicacional en sí mismo.
    Lo registren los grandes medios masivos o sean ignorados por ellos. El llamado “paraguas mediático” es real, atroz, pero no imbatible o excluyente.
    Hay que tener una mirada distinta sobre estos acontecimientos, pues se los suele abordar a partir de los propios medios masivos, de sus periodistas, intereses, y contenidos, a lo cual distintas organizaciones anteponen un parte de prensa, un flyer, un grupo de fotos, algún video y automáticamente se lo sube a las redes sociales. En gran medida con un carácter contestatario.

    Esta automatización parece tener límites precisos, no por un análisis intelectual, sino porque el propio acto colectivo de juntarse genera un proceso comunicacional que excede largamente lo que aparezca en la tele o en la preocupación por un diseño más o menos “entrador” en los comunicados. Hay que cambiar la mirada, y la concepción desde la cual nos paramos para analizar y evaluar estas situaciones que se viven periódicamente en plazas, avenidas o espacios públicos diversos.
    En la concentración a la Plaza de los Dos Congresos, realizada el 18 de Diciembre pasado,  existió una feroz represión, primero contra un grupo específico de participantes (repleto de “servicios” infiltrados) en el sector suroeste de la misma, mientras que después se extendió al conjunto abrumadoramente mayoritario de militantes, dirigentes sindicales y sociales, periodistas, sin distinción de edad, sexo, o jerarquías. El obrero del conurbano, el del interior profundo del país vio cómo eran reprimidos sus compañeros/as y sus dirigentes, como la policía actuaba con total impunidad, y como la versión de los medios fue diametralmente distinta a la que había observado y vivido.
    A pesar del manoseo informativo para poner la violencia como el común denominador de ese día, en lo concreto, Macri no pudo avanzar con la reforma laboral en las condiciones y tiempos que pretendía.

    Esto último, en términos de proceso comunicacional, es demoledor. Esa compañera, ese compañero volvió a Florencio Varela, Resistencia, Jujuy, Santa Fe o Río Negro y narró lo que vio, lo que presenció, la represión detalle por detalle, la cantidad de personas, los cantos, la bronca y la alegría;  y ya en su territorio específico lo contó en la mesa familiar, en la fábrica, en la oficina, en la reunión del comedor, la mutual, la agrupación.  Este fenómeno masivo no lo pueden manejar los medios corporativos, tan fácilmente.
    Es por eso que hay que tener un estrategia comunicacional para abordar el antes, el durante y el después de cada movilización o acto.
    No sólo la foto y el reportaje al dirigente.

    Para ello hay que tomarse la tarea de hablar (de la manera y con la creatividad que generemos) con los obreros/as, con los jubilados, con los jóvenes, y  los integrantes de las cooperativas, las experiencias comunitarias. En una acción del “mano a mano”, pero también con una actitud que buscar expresar y valorar esa palabra tanto, como la de los dirigentes sindicales de agenda nacional. La pregunta es entonces: ¿en nuestras coberturas, en nuestros medios, están esos relatos?

    Es más, ¿podemos a la hora de cubrir estos eventos, “salir” del encierro que constituye el mismo medio o herramienta que utilizamos cotidianamente para implementar otros o bien fomentar nuestras propias estructuras autogestionadas de información?

    Alguien podrá seguramente mencionar una media docena de casos donde se denota esta actitud, pero esto no es suficiente para construir un entramado de contenidos e información que esté en condiciones de dar una mejor batalla; es más, en muchos casos estas coberturas son sectoriales o de la misma organización. No excede el marco de los propios intereses informativos, no se plantea como una armado de conjunto. Esto es vertebral si queremos potenciar las prácticas, los acontecimientos masivos que el pueblo va protagonizando.
    Es decir una estrategia que contemple: objetivos, contenidos, actores para cada situación, escenarios (contexto), herramientas, y  mayores niveles de articulación.

    La movilización del 25, con otras características organizativas, sin embargo nos enfrentó a los mismos desafíos. La entonación del Himno, el cantito contra Macri, el “sentir” de que no estamos solos en la pelea cotidiana en cualquier punto de la Argentina, tiene un efecto multiplicador de enormes dimensiones.

    Esto no es una apuesta al lirismo político o a la espontaneidad, precisamente parte de los hechos concretos, de las emociones, de lo colectivo para encontrar caminos y formas que mejor sinteticen estas perspectivas.

    Sino reconocemos que muchas veces somos funcionales a las tácticas del gobierno y sus asesores de imágenes, vamos a subirnos a una calesita que termina siempre en el punto de partida. Por ejemplo: el poner a Cristina en la agenda oficial para confrontar con ella fue una acción mediática deliberada. Ella habló de “machirulo” y un montonazo de compañeros/as se fueron de narices con el tema. Al día siguiente anunciaron que el Ejército se va a volver a ocupar de la seguridad interior (nada más ni nada menos), y la cantidad de personas que en las redes se ocuparon de esto fue infinitamente inferior que al entredicho del día anterior.
    No se está subestimando el poder de los medios, ni los esfuerzos por ocupar espacios en ellos, ni los programas que sobreviven en ese esquema, sino de debatir concretamente cual es la comunicación que se necesita para fortalecer la unidad, para expresar las necesidades e intereses del campo popular, para apuntalar los distintos niveles de organización ya sea sindical, social o política; es decir el rol de los comunicadores y periodistas en la etapa y con miradas que incluyan decididamente el largo plazo.
    No es nuevo lo que decimos, no somos los únicos por suerte, pero la gravedad de la hora, la profundización de la represión, el hambre, la falta de trabajo, la entrega del país, ponen más en evidencia lo limitado de nuestras prácticas y concepciones. La comunicación como elemento altamente político y de poder, debe ser también un facilitador para la construcción de un frente que derrote a las políticas neoliberales.
    Red de Comunicadores del MERCOSUR

    Categorías: Noticias regionales

    LO QUE REALMENTE SE DEFINÍA EN LA ELECCIÓN PRESIDENCIAL DE VENEZUELA

    Sáb, 02/06/2018 - 11:34



    por Thierry Meyssan ***

    Si bien la abstención registrada en la elección presidencial que acaba de realizarse en Venezuela no permitiría validar formalmente el carácter democrático de la victoria de Nicolás Maduro, el índice de participación, en plena guerra económica, es de hecho más que suficiente para demostrar el apoyo popular a las instituciones de la República Bolivariana.

    Porque es importante entender que, más que el mantenimiento o no de los chavistas en el poder, lo que realmente estaba en juego era el futuro mismo de Venezuela como nación ante la agresión en marcha contra ella.

    ​La elección presidencial en Venezuela debía dar paso al inicio de una nueva etapa en la preparación de la destrucción de la «Cuenca del Caribe». Al menos eso esperaba el Comando Sur estadounidense (SouthCom)[1]. Existen varias lecturas de la crisis que Venezuela enfrenta. Para los países occidentales, es resultado de la mala gestión del presidente Maduro y de su obsesión socialista. Para el ejército, que observa los preparativos militares de Panamá, Colombia, Brasil y Guyana, esa crisis es –por el contrario– resultado de una terrible guerra –por el momento solamente económica– iniciada contra Venezuela por orden de Estados Unidos. En todo caso, el Producto Interno Bruto (PIB) disminuye en un 15% anual y la inflación alcanza cifras enormes (18 000% desde el inicio del año 2018). El gobierno del presidente Maduro ha logrado organizar la distribución de alimentos, alejando así el peligro del hambre, pero no ha podido –al menos por ahora– evitar que la situación siga empeorando.

    Sin exponer ninguna razón válida, los 14 países del Grupo de Lima habían cuestionado por adelantado la legitimidad de la elección [2]. Como hicieron Francia y Alemania ante la elección presidencial convocada en Siria, uno de esos países prohibió a la embajada de Venezuela la realización del voto en sus oficinas consulares. El país que violó así deliberadamente la Convención de Viena fue Canadá –miembro del ya mencionado Grupo de Lima [3]​​.

    También como en el caso de Siria, la oposición respaldada por Estados Unidos llamó a boicotear la elección. Peor aún, organizó una huelga de transportistas para impedir así que los electores de los suburbios y las zonas rurales pudieran contar con los medios de transporte colectivo para acudir a las urnas.

    Si se tiene además en cuenta el hecho que la situación de crisis económica inducida y las carencias que esta conlleva han empujado un millón y medio de venezolanos a salir del país, y que esos electores no han tenido tiempo de inscribirse en las embajadas de Venezuela para votar en el exterior, es evidente que el índice de abstención tenía que ser anormalmente alto.

    A pesar de todo eso, 46% de los 20 millones de electores inscritos acudieron a las urnas. Y el 67% de esos votantes aportaron su apoyo al candidato chavista, Nicolás Maduro.

    Los estudios sobre los resultados de esta elección demuestran que los índices de participación son elevados principalmente en las circunscripciones correspondientes a los electores más pobres.

    Esos mismos estudios muestran que sólo los electores de más de 40 años acudieron a las urnas, mientras que los electores jóvenes estuvieron prácticamente ausentes. O sea, los jóvenes mostraron su desinterés por la política o siguieron las consignas de la oposición apoyada por Estados Unidos, pero las personas que conocieron la Venezuela anterior a la Revolución Bolivariana se esforzaron por votar.

    Todo eso demuestra que para votar en la presidencial venezolana del 20 de mayo había que estar verdaderamente deseoso de acudir a las urnas, ¡y para votar además por Nicolás Maduro, a quien se atribuye la crisis general de la economía! Los más desfavorecidos, los trabajadores cuyo salario mensual ya no alcanza para comprar un kilo de carne, han sido proporcionalmente más numerosos en votar. Eso quiere decir que, al contrario de lo que esperaba Estados Unidos, los venezolanos no consideran al gobierno de Maduro responsable de la catástrofe económica… y prosiguen la lucha iniciada por Hugo Chávez para liberar su país del imperialismo estadounidense.

    Esta anomalía es consecuencia del sentimiento nacional que se ha desarrollado durante los 18 últimos años de la Revolución Bolivariana y hace difícil toda intervención militar extranjera en Venezuela.

    Por otra parte, el hecho que un candidato inicialmente serio, Henri Falcón –ex gobernador del Estado de Lara–, declarara al principio de la jornada electoral que el escrutinio estaba “arreglado”, que por ende él no podía ganarlo y que no valía la pena ir a votar, no impidió que casi 2 millones de electores se tomaran de todas maneras el trabajo de ir a votar por él. El comportamiento de esos electores sólo puede interpretarse como un doble deseo de defender el país y de llamar al conjunto de la clase política venezolana a la reconciliación ante la agresión en marcha contra el país.

    Otro síntoma de desorientación es que cerca de un millón de electores votó por el pastor evangélico Javier Bertucci, que para salvar el país no ve otra solución que un arrepentimiento colectivo y una intervención divina.

    Sin conocer aún el resultado del escrutinio, Washington anunció la promulgación de una «Orden Ejecutiva de prohibición de ciertas transacciones adicionales con Venezuela» [4] y el G7[5] tenía preparada una declaración para «rechazar el proceso electoral»[6].

    Ante la realidad del resultado… se ha producido un gran silencio. ¿Qué hacer ahora con el plan de destrucción de los Estados y sociedades en los países de la región? ¿No será quizás demasiado peligroso lanzarse al ataque contra Venezuela –como se hizo en Siria– con el riesgo de tener que enfrentar una dura resistencia? En pocas palabras, ¿es aconsejable atacar ahora o quizás sería mejor tratar de seguir empobreciendo a los venezolanos y dividiéndolos más antes de atacarlos?

    Además, el hecho, contradiciendo las costumbres en materia de diplomacia, Rusia haya reaccionado por adelantado a las declaraciones del Grupo de Lima, subrayando que constituyen una injerencia en los asuntos internos de Venezuela[7], hace pensar que Moscú no se deja engañar. Ante una intervención de la OTAN, ¿adoptaría Rusia una actitud de oposición, como en el Medio Oriente?

    Parece aún demasiado pronto para que el SouthCom pueda decidirse. Durante este periodo de “evaluación” de la situación es probable que el Pentágono siga “trabajando” a la juventud venezolana, prácticamente ausente en la elección del 20 de mayo. También podría acentuar su presión sobre otros países de la «Cuenca del Caribe», principalmente contra Nicaragua.

    ​​

    Thierry Meyssan

    [1] «Plan to overthrow the Venezuelan Dictatorship – “Masterstroke”», Almirante Kurt W. Tidd, Voltaire Network, 23 de febrero de 2018. «El “Golpe Maestro” de Estados Unidos contra Venezuela (Documento del Comando Sur)», por Stella Calloni, Red Voltaire, 9 de mayo de 2018.

    [2] “Declaration on Venezuela on the sidelines of the Summit of the Americas”, Voltaire Network, 14 de abril de 2018.

    [3] «Canadá impide el voto a los venezolanos presentes en suelo canadiense», Red Voltaire, 19 de mayo de 2018.

    [4]
    «Orden Ejecutiva de Prohibición de ciertas transacciones adicionales con Venezuela», por Donald Trump, Red Voltaire, 21 de mayo de 2018.

    [5] El G7 se compone de Estados Unidos, Japón, Alemania, Francia, Reino Unido, Italia y Canadá.

    [6]
    «Déclaration des dirigeants du G7 concernant le Venezuela», Réseau Voltaire, 23 de mayo de 2018.

    [7]
    “Comentario del ministerio de Exteriores de Rusia en relación con la situación en Venezuela”, Red Voltaire, 16 de mayo de 2018.

     

    ​http://www.voltairenet.org/article201287.html​

     

    Categorías: Noticias regionales

    VIDAL Y SU “INCONSCIENTE A LA INTERPERIE”

    Sáb, 02/06/2018 - 11:20


    Por Carlos Caramello ***

    Los dichos de la gobernadora de la Provincia de Buenos Aires sobre las universidades públicas del conurbano revelan la gravedad de un modelo de Estado para el cual la educación no es una prioridad.

    zzzznacp2 NOTICIAS ARGENTINAS BAIRES, MAYO 30: La gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, durante su discurso en Ciclo de Conferencias del Rotary Club de Buenos Aires.
    Foto NA zzzz

    “La Libertadora tiene,

    entre otros objetivos

    que el hijo del basurero

    termine siendo necesariamente basurero”.

    Almirante Arturo Rial

    (Mano derecha del Almirante Issac Rojas)

    Se puso cómoda. El ámbito -un almuerzo del Rotaré Club- le quedaba cómodo. El público le sentaba: ni siquiera le tiraba de sisa. La situación le iba perfecta…y se puso cómoda. Beboteó de entrada. Se disculpó por sus jeans y sus botas, entre tanta corbata y vestido de coctail. ¿Se disculpó? Me lo pregunto porque se sabe que alguien le ha aconsejado utilizar looks probados de grandes mujeres peronistas y el de Cristina en la campaña 2017 la tiene fascinada.

    Se puso cómoda… y se fue de boca. En el peor día de los dos años y medio del gobierno de Cambiemos, María Eugenia Vidal descerrajó: “¿es equidad que durante años hayamos poblado la provincia de Buenos Aires de Universidades Públicas, cuando todos los que estamos acá sabemos que nadie que nace en la pobreza en la Argentina hoy llega a la Universidad?”.

    Lo llamativo es que lo hizo en tono de pregunta y nadie de los presentes la interrumpió para señalarle que se había ido al pasto. Claro, los rotarios se caracterizan por su educación y su elegancia y, seguramente, no quisieron enmendarle la plana a la oradora invitada.
    Pero, la verdad es que hay datos para taparle algo más que la boca a la gobernadora. Un informe de la CONADU afirma que “la participación del quintil más pobre de la población en el uso del presupuesto destinado a educación superior creció el 80% entre 1992 y 2014, etapa en la que se abrieron la mayor parte de las universidades que María Eugenia Vidal está atacando”. La afirmación se sustenta en un exhaustivo trabajo realizado por  Alejandro López Accotto, Carlos Martínez, Martín Mangas y Ricardo Paparas, de la Universidad Nacional de Gral. Sarmiento sobre El Financiamiento Universitario en la Argentina.

    En las redes, siempre atentas al pelotazo, aparecieron de inmediato datos de las universidades de Conurbano en este mismo sentido, como por ejemplo que el 83% de los estudiantes de la Universidad Nacional Arturo Jauretche son primera generación de estudios universitarios, el 90% en la Universidad de General Sarmiento y hasta en la misma UBA, en donde según una nota publicada por el mismísimo Clarín en 2017, “La Mitad de los Alumnos son los Primeros de su familia en ir a la Universidad”. El profesor Alejandro Lamadrid, de la Universidad de Moreno, dice que “si se cruzan los valores declarados como ingresos familiares con la EPH, se observa que el 70% de los graduados se ubican en los dos últimos quintiles respecto de la distribución de ingresos” y así se podrían llenar páginas y páginas de datos y ejemplos que derrumban lo dicho por la Gobernadora.

    Pero…pero… expuesta esta barrabasada de Mariu, es necesario destacar porqué estas ideas son más peligrosas de lo que, a primera vista, parecen. Y parecen muy peligrosas. El ejemplo fue parte de una serie con los que la ninfa etérea de Cambiemos trataba de fundamentar su idea. “La discusión es una discusión sobre qué Estado queremos” decía, y agregaba: “Y cuán justo y equitativo queremos que sea. Porque la peor consecuencia es que construimos un Estado que no tuvo prioridades claras y sostenidas en el tiempo”.

    Ahí, precisamente, radica el peligro. Vidal es eso. Alguien que cree profunda e íntimamente que la educación no es una prioridad. Es mas: ni siquiera piensa que deban ofrecerse igualdad de oportunidades. Pero, además, cree que ese público piensa como ella y, por eso, construye ese discurso. Para fidelizarlos. De la misma manera que Macri fideliza recibiendo al asesino Chocobar, felicitándolo y disfrazándolo de policía honesto que cumple con un servicio a la comunidad… matando por la espalda.

    Decía en el primer párrafo que Vidal se fue de boca pero, en realidad lo que le pasa es que, de vez en vez, deja “el inconsciente a la intemperie” (como dice la senadora Teresa García, reconozcámosle el copyright); se desnuda, se muestra tal y como es. Por eso debe ser que un sector importante de su Cambiemos quiere que ella ocupe el lugar de un Macri que ya ha sido designado “victima propiciatoria” de este descalabro.

    Y una cosa mas. Dijo Vidal a su auditorio rotariano: “Ese es el país en donde nuestros hijos van a crecer mejor”.

    Nuestros Hijos. Los hijos de Ellos.

    Y la aplaudieron.

    *** Licenciado en Letras, escritor y autor junto a Aníbal Fernández de los libros “Zonceras argentinas al sol” y “Zonceras argentinas y otras yerbas”, y “Los profetas del odio”.

    ​http://lateclaenerevista.com/2018/05/31/vidal-inconsciente-la-intemperie-carlos-caramello/​

     

    Categorías: Noticias regionales

    IMPACTO DE LA FUSIÓN ENTRE TECNOLOGÍA Y PRODUCCIÓN

    Sáb, 02/06/2018 - 11:04



    Por  Federico Kucher ***

    El mundo atraviesa una importante transformación tecnológica. Los desarrollos de los últimos años en distintas áreas de la ciencia fueron exponenciales y generaron saltos de calidad en materia productiva. Los avances técnicos no se detienen y las potencias maduras desembolsan importantes cantidades de recursos para liderar la innovación y seguir siendo protagonistas de los sistemas productivos durante las próximas décadas.

    Business Thinking

    Estados Unidos y los países más pujantes de Europa occidental son algunas de las economías que encabezan estos cambios técnicos. China es otro de los países en donde se realizan fuertes apuestas de capital y se instrumentan estrategias de negocios que potencian el desarrollo de productos disruptivos de alcance global.

    Uno de los principales objetivos de estos países, para los próximos años, es fusionar el mundo digital con productos de la economía real. La Internet de las Cosas podría convertirse en una de las ramas de mayor dinamismo, cuando equipos como heladeras y otros artefactos eléctricos del hogar estén conectados de forma permanente (en tiempo real) con los usuarios, e incluso tomarán decisiones independientes en base a las preferencias de las personas.

    Hasta hace unos años parecía una idea de ciencia ficción pensar en una heladera que, sin la intervención de un ser humano, enviase al supermercado un pedido de compra de carne, leche y frutas a medida que se vacía. Pero hoy es cuestión de tiempo para que este tipo de productos que combinan la inteligencia artificial, la ciencia de datos y la telecomunicación, entre otras ramas innovadoras, se lancen al mercado.

    ¿Qué es la Internet de las Cosas?

    La Cepal realizó, recientemente, un trabajo valioso para sumergirse en esta nueva área que cambiará la producción a nivel global. En su documento “Algoritmos, datos y políticas. La redefinición del mundo digital” describe la Internet de las Cosas como sigue:

    La tecnología conecta una red de elementos físicos equipados con componentes electrónicos, sensores y actuadores, con software, que permite capturar, filtrar e intercambiar datos sobre sí mismos y su entorno a fin de generar información y conocimientos prácticos que se traduzcan en inteligencia para la toma de decisiones y la asignación de recursos mediante el uso de aplicaciones de segunda línea, es decir back-end. (Cepal 2018, pp. 25)

    En palabras sencillas, puede pensarse como la tecnología que pretende incorporar a los electrodomésticos y otros productos de consumo masivo, sensores y software con los cuales se procesa información y se toman decisiones automatizadas que permiten a los usuarios olvidarse de realizar tareas repetitivas.

    Pero es mucho más que eso. La tecnología aplicada a todos los productos físicos que rodean al ser humano resulta muy poderosa por la posibilidad de tomar decisiones en tiempo real en base a los datos y los patrones que se van obteniendo a través de los sensores.

    Esto pone en debate elementos éticos fundamentales para la sociedad. Una cosa es medir si hay suficiente alimento en una heladera y otra bien distinta es medir el estado de ánimo de las personas para incrementar la productividad de una fábrica.

    En China, por caso, empezó a controlarse la actividad cerebral de algunos trabajadores en las plantas fabriles de montaje. Esto permite conocer en detalle el rendimiento que tendrá el individuo a lo largo de una jornada y sacarlo de la línea de producción en caso que un algoritmo genere una alerta.

    Una investigación del South China Morning Post, en el que se analizó el uso de la tecnología en las plantas de la Red Eléctrica de Zhejiang, lo grafica a la perfección a partir de las palabras de uno directivos de la empresa: “cuando el sistema manda una alerta, el jefe le pide al trabajador que se tome el día libre o realice una tarea menos estresante. Algunos trabajos requieren alta concentración. No puede haber ningún error”.

    La anécdota muestra cabalmente que no sólo están cambiando de forma radical los productos que consume la sociedad sino cómo los produce.

    ¿Cuáles son las empresas que lideran estas transformaciones?

    Las empresas que en la actualidad protagonizan la introducción de lo digital en el mundo físico son las mismas que en las últimas dos décadas se establecieron como grandes firmas de tecnología de software con ventas globales.

    Se trata de compañías que basaron sus negocios en el uso intensivo de datos de los usuarios y buscan ampliar sus servicios innovando en el mundo de la Internet de las Cosas. Las publicidades de Amazon o de Google sobre asistentes con inteligencia artificial que hacer tareas del hogar no son extrañas para nadie y reflejan el patrón del negocio.

    Estas firmas consiguieron acumular una enorme cantidad de capital que actualmente les permite presupuestos gigantes para investigación y desarrollo, en donde una prioridad es avanzar en la fusión de lo digital con lo físico.

    El valor de mercado de las grandes multinacionales tecnológicas excede la imaginación. La Cepal registró que la capitalización de Apple a febrero de 2018 era de 910.000 millones de dólares, mientras que la de Google (Alphabet) era de 800.000 millones, la de Amazon (702.000 millones), Microsoft (699.000 millones), Facebook (522.000 millones), Tencent (520.000 millones), y Alibaba (479.000 millones).

    La diversificación de estas empresas resulta notable. El cuadro que sigue da un panorama para entender las unidades de negocio de estas multinacionales:

    ¿Qué rol puede jugar Latinoamérica?

    La existencia de estas grandes empresas de la tecnología no implica que los espacios para participar de la transformación tecnológica se encuentren cerrados. Los cambios se dan a pasos acelerados y, si bien existen economías que llevan la delantera en materia de innovación, los países de América Latina no deben tirar la toalla y limitarse a tener un rol pasivo en esta nueva revolución de los sistemas productivos.

    La Cepal muestra optimismo sobre este punto y asegura que la región tiene la oportunidad real de posicionarse como proveedor de las nuevas tecnologías. La región está mejor preparada para esta revolución tecnológica que lo que estuvo en revoluciones previas, en las que importaba tecnologías maduras con estructuras de mercado totalmente consolidadas. (Cepal 2018, pp. 10).

    Esto se debe a que los avances en materia de la formación de capital humano en tecnologías digitales, incluso las más avanzadas, son importantes en la región. Otro de los elementos que abre oportunidades es el avance en materia de conectividad, en particular, mediante el uso de redes de 3G y 4G.

    La región, según los especialistas de la Cepal, debe aumentar su compromiso con el desarrollo de las tecnologías, incluso las avanzadas, y participar en el debate técnico y político sobre los nuevos estándares y modelos de negocios que están redefiniendo el patrón de desarrollo.

    El debate sobre el desarrollo latinoamericano no puede dejar de lado la necesidad de instalar a la región como un proveedor de tecnología global. Esto requiere avanzar, también, en una discusión impostergable sobre las políticas de la seguridad y la privacidad de los datos, y los aspectos políticos y éticos en su utilización.

    https://www.celag.org/impacto-fusion-tecnologia-y-produccion/

    Categorías: Noticias regionales

    LO PEOR NO PASÓ

    Sáb, 02/06/2018 - 10:58

    Por Alfredo Zaiat ***

    La crisis tuvo un pico máximo en el frente financiero. Ahora comenzó la faceta productiva con cierres y despidos y se está incubando la crisis sociolaboral. El acuerdo con el FMI lanza la economía a un ajuste recesivo sin atender la fragilidad de las cuentas externas.



    Imagen: Jorge Larrosa

    En los primeros cuatro meses del año, la formación de activos externos neta (compraventa de billetes y transferencias de divisas) fue de 7392 millones de dólares. Esos verdes fueron para atesorar o fugar al exterior. Por viajes, pasajes y otros pagos con tarjeta en el exterior, el saldo neto fue una salida de 4094 millones de dólares. O sea, por apenas dos vías, la del ahorro y la de gastos por turismo fuera del país, la sangría sumó 11.486 millones de dólares en el primer tercio del año. Proyectar en términos anuales esa cifra, que surge del anexo estadístico del informe del balance cambiario del Banco Central, muestra un monto superior al auxilio financiero mínimo suplicado por el presidente Mauricio Macri al FMI.

    Otro número del sector externo difundido por el Indec en estos días agrega más tensión en la economía: el déficit comercial, la diferencia entre exportaciones e importaciones, fue de 938 millones de dólares en abril, acumulando 3420 millones en el cuatrimestre, 165 por ciento más que en igual período del año pasado. Cifra que también proyectada para el año ofrece un panorama inquietante.

    Sumar ambos números anualizados es tarea para el lector, resultado que le facilitará la interpretación del actual estado de situación. Si llega a la conclusión de que es una trayectoria insustentable, más se preocupará cuando identifique que el Gobierno no ve como crucial ese frente,  para aliviarlo con una serie de medidas, sino que sus cañones apuntan al de las cuentas fiscales. Mientras, las reservas siguen descendiendo y el dólar en las casas de cambio terminó la semana arriba de 25 pesos.

    Dolarización

    La política económica de emergencia del gobierno de Macri no sólo no se ocupa de lo importante (el déficit externo), sino que lo que promueve es un ajuste de las cuentas públicas que profundizará la crisis. Sin financiamiento del mercado internacional, excepto la promesa de un inmediato desembolso parcial de la asistencia que se pacte con el Fondo, y con el encarecimiento de la deuda en dólares emitida en la plaza local, el profundo desequilibrio del sector externo, con su manifestación en la inestabilidad del mercado cambiario, arrojó la economía a una fragilidad alarmante. El gobierno de Macri, atrapado por conocidas limitaciones ideológicas, de diagnóstico y de gestión, propone abordarla con un plan de reducción del déficit fiscal.

    Esta es una estrategia que en experiencias pasadas se demostró totalmente ineficaz para atender la debilidad de las cuentas externas y la dolarización del ahorro. Como se señaló aquí en columnas anteriores, el nivel de dolarización en el ciclo político macrista se ubica en magnitudes similares a los momentos de las corridas más intensas del período kirchnerista (2007/2008 y 2011). Este año apunta a superar esos máximos pese a la devaluación, disminución del excedente disponible de la población y de las altísimas tasas de interés en pesos. La persistente inestabilidad cambiaria orienta a que casi un millón de personas (físicas y jurídicas) que participan cada mes en el mercado haya evaluado que el actual precio del dólar no sea un techo.

    El eufemismo “turbulencia” para referirse a una corrida cambiaria por parte del titular del Banco Central, Federico Sturzenegger, queda desdibujado cuando se conocen datos oficiales del mercado del mes pasado. El volumen operado totalizó 49.683 millones de dólares –unos 2600 millones en promedio diario–, un incremento de 47 por ciento en términos interanuales. Sólo en abril, cuando se precipitó la corrida, la formación neta de activos externos del sector privado no financiero sumó 2055 millones de dólares, casi el doble del registro del mismo mes del año anterior. En este mes se han intensificado las compras de billetes verdes. El informe mensual del balance cambiario del Banco Central precisa que los principales compradores en términos netos en abril fueron personas físicas y no residentes. La fuga de fondos de inversión extranjeros sumó 1345 millones, tendencia que continuó en las primeras dos semanas de este mes.

    El endurecimiento de las condiciones para el acceso al financiamiento no se produjo sólo por el cierre del grifo de los dólares de Wall Street, sino también por el encarecimiento de la deuda emitida en el mercado local. En la primera licitación después de la corrida, el ministro de la Deuda, Luis Caputo, pagó tasas de hasta 4,3 por ciento anual en dólares para recaudar 200 millones con Letras del Tesoro a un año. La tasa fue de 0,6 punto porcentual más elevada que la pactada un mes antes. El aumento de las tasas que debe reconocer el país para mantener el flujo de divisas necesario para cubrir el agujero de las cuentas agrega más presión sobre el sector externo, al incrementar la carga de intereses a pagar en dólares.

    Causalidad

    Sin atender el frente externo, sólo ocupándose de satisfacer la demanda de dolarización pidiendo ahora billetes verdes al FMI, Macri y la ortodoxia vuelven a tropezar con la misma piedra de experiencias pasadas con desenlaces conocidos. La reducción del gasto público con el freno a la obra pública, el despido de personal y la licuación del salario del empleado estatal (paritaria del 12 por ciento) sólo pavimenta el camino que conduce directamente a una recesión. El actual cuadro fiscal será aún peor porque la recesión provocada afectará la recaudación de impuestos. El ajuste podría alcanzar la meta fiscal en algún momento puntual, pero no sería sostenible porque la economía habría sido lanzada a un círculo vicioso de deterioro de los ingresos tributarios.

    La fuerte recesión provocada por el torniquete al gasto público, con aumento del desempleo y caída de los ingresos reales de los trabajadores por el shock inflacionario, es lo que permitiría reducir un poco la brecha externa y no el ajuste fiscal como mecanismo virtuoso de la búsqueda del equilibrio. La causalidad pone así en aprietos a la ortodoxia, que insiste, en forma equivocada, con que el ajuste fiscal sería el principal sendero para equilibrar las cuentas externas.

    La caída de la actividad también podría disminuir transitoriamente la velocidad de los aumentos de precios y el ritmo de las importaciones, pero de ese modo no atenderá la debilidad estructural de la economía, que no es otra que la escasez relativa de divisas, restricción externa que a golpes de mercado empezó a despabilar a algunos analistas conservadores. Que el problema principal sea que no haya dólares suficientes es una evidencia más potente que la obsesión fiscalista a la que se ha abrazado el Gobierno alentado por economistas del establishment, legión que acumula tantas convocatorias para conocer qué opinan como fallidos en sus pronósticos y en la gestión del área económica cuando tuvieron la oportunidad.

    Melodía

    El secretario de Hacienda con cargo de ministro, a quien lo han publicitado, sin nombramiento oficial y sin poder real, como coordinador del área económica, sólo es el delegado para cerrar el stand-by con el FMI. Nicolás Dujovne actuó de mensajero de la sugerencia del Fondo de subir retenciones al trigo y maíz y frenar la rebaja a la de la soja. El ministro de la Sociedad Rural a cargo de Agroindustria, Luis Miguel Etchevehere, a quién teóricamente Dujovne coordina, le salió inmediatamente al cruce. No fue un comienzo alentador en la nueva tarea de Dujovne. El jefe de Gabinete, Marcos Peña, aseguró que no habrá modificaciones en las retenciones, aunque habrá que esperar el acuerdo con el FMI, que pasó a tener la última palabra.

    La otra movida de Dujovne fue la de recibir a un quinteto de economistas del establishment (Kiguel, Bein, Broda, Guidotti y Arriazu) para contrarrestar el encuentro de Federico Sturzenegger con economistas jóvenes de la city que repiten los mismos vicios que los mayores. Uno y otro funcionario, además de exhibir casi nula apertura para escuchar otra canción que no sea la melodía de la ortodoxia, dejan al descubierto que el manejo de esta crisis le está quedando grande.

    Conociendo el funcionamiento y los planes que repite en los países que solicitan su asistencia, no es un misterio lo que exige el FMI para entregar dólares en cuotas: reducción más acelerada del déficit fiscal, mayor apertura comercial, avances en la flexibilización laboral y en la disminución de los costos laborales, restricción monetaria con un objetivo de mínima de stock de reservas, flotación cambiaria y el envío al archivo de las metas de inflación para exigir más límites en la emisión de dinero. Este paquete implicaría hoy subir el tipo de cambio algunos escalones del precio de 25 pesos que el Banco Central está defendiendo con una oferta diaria de 5000 millones de dólares.

    El costo político de correr desesperado a abrazarse al FMI viene acompañado también con generación de tensiones en la alianza económica que sustenta al Gobierno. El miniconflicto abierto por las retenciones con el campo y su complejo agroexportador fue la primera expresión. Un acuerdo con el Fondo no sólo significa enfrentar un inmenso costo social por la resistencia de los ajustados, sino también genera malestar al interior del bloque de poder.

    El macrismo, desde la gestión en la Ciudad y en la primera mitad del mandato presidencial, no estuvo acostumbrado a gobernar en la escasez ni con conflictos entre fracciones del bloque de poder económico. Ahora se enfrenta a una situación desconocida. La improvisación, nerviosismo y descoordinación en el manejo de esta crisis lo están dejando al desnudo.

    Etapas

    El Gobierno festeja que frenó la escalada del dólar, que superó el test del megavencimiento de Lebac y que abrió las puertas del financiamiento del FMI para tranquilizar a los grandes fondos de inversión del exterior. Contener la corrida cambiaria a un costo inmenso en pérdida de reservas del Banco Central (más de 10 mil millones de dólares) y disparando la tasa de interés al 40 por ciento constituye la primera etapa de una crisis.

    La siguiente es la que involucra al sector productivo, con caída de la actividad que hace crujir la cadena de pagos. Esta fase se está desarrollando ahora con achicamiento o cierres de empresas, reducción o suspensión de la plantilla de trabajadores y liquidación de stocks. El deterioro acelerado de la economía real, sacrificio que el Gobierno reclama a comerciantes e industriales en pos de obtener la gracia del mundo de las finanzas, derivará en la tercera etapa, que se expresa en una crisis sociolaboral por el retroceso de las mínimas condiciones de calidad de vida de las personas.

    Las tres instancias de la crisis transitan al mismo tiempo, con picos máximos que se van sucediendo. El financiero ya tuvo su momento crítico, aunque puede haber otro sin previo aviso, como acostumbran sorprender las corridas.

    La crisis en el área productiva se está desplegando con cada vez mayor presión en el frente sociolaboral, que no sólo tiene la manifestación más dramática en miles de despidos, sino también en la pérdida acelerada del poder adquisitivo de trabajadores y jubilados.

    No estar atentos a la dinámica que tienen las crisis ni estar convencido de la necesidad de disponer de mecanismos amortiguadores de los ya costos ineludibles del cambio de clima financiero local e internacional, teniendo en cuenta las varias debacles que se acumulan en la historia argentina reciente, es ignorar que cuando confluyen las tres etapas de la crisis en su pico máximo no existe cobertura mediática ni salvataje del FMI que alcance.

    azaiat@pagina12.com.ar

    https://www.pagina12.com.ar/117560-lo-peor-no-paso

     

    Categorías: Noticias regionales

    BRASIL – ENTRE EL PARO DE LOS CAMIONEROS Y LOS MILITARES: CANDIDATURAS EN TIEMPOS DE CRISIS ESTRUCTURAL

    Mié, 30/05/2018 - 18:03


    por  Amílcar Salas Oroño ***

    Las reorganizaciones del bloque económico dominante que se vienen dando en Brasil desde hace unos años no han logrado encontrar, todavía, un principio de equilibrio que consolide un sistema político estable y legítimo. La naturaleza del momento actual es la de un impasse político que no se sabe si terminará luego de las próximas elecciones presidenciales de octubre o si, por el contrario, tendrá nuevos desdoblamientos más adelante.

    El capítulo de estos días –a propósito del paro nacional de los camioneros iniciado la semana pasada y cuyo desenlace final todavía no ha concluido- no deja de ser preocupante, sobre todo, por el sentido histórico de los acontecimientos. El episodio dispuso una nueva convocatoria al protagonismo militar (que se suma a las ya decretadas por M. Temer), esta vez con derecho a usar su fuerza para despejar las rutas bloqueadas, detener a quien se considere que así lo merezca y, eventualmente, requisar, apropiarse y dirigir los camiones particulares que sean necesarios por indicación de particulares interesados (Decretos de Garantía de la Ley y el Orden, expedidos el 24/05 por el Poder Ejecutivo).


    El detonante de la “rebelión de los camioneros” fue la confirmación, por parte de Pedro Parente – presidente de Petrobras-, de continuar con la política de ajustes cotidianos de precios
    (sólo este año agregó un 20% de aumento, llegando a 50% desde que se impuso la nueva política de precios) generando muchas dificultades en ese rubro de actividad, sobre todo cuando se combina con el precio de peajes, repuestos y otros costos del sector.

    Se sabe del efecto inmediato que genera una paralización de este tipo: en poco menos de una semana ya se generaron desabastecimientos en varias ciudades del país, largas filas para cargar gasolina, paralización de aeropuertos, industrias y actividades en general, falta de insumos sanitarios y mercaderías, etc. Estas situaciones, reproducidas estridentemente por los principales vehículos de comunicación, construyeron rápidamente la imagen de un país en caos y sin control, donde la legitimidad para la acción concreta queda (ahora) en manos de los militares. Es una misma trayectoria en curso: para que la degradación de la autoridad presidencial y el desquicio democrático-institucional sean elementos contextuales de la elección presidencial de octubre, o generar las condiciones para cancelarla.

    El paro camionero y el protagonismo militar

    Algunos analistas políticos recurrieron a la comparación entre el “paro de los camioneros” que se precipitó la semana pasada por todos los rincones del Brasil y los sucesos del “Caracazo” venezolano de febrero de 1989. Los tres principales hechos son un exponencial aumento de la gasolina (en el caso brasileño, la fórmula del aumento gradual pero permanente tuvo un efecto similar al de aquellos decretos de Carlos A. Pérez), presidentes impopulares desdibujados en sus apoyos políticos y la convocatoria por parte del Poder Ejecutivo para que los militares asumieran las tareas del momento.

    Adecuado o no el uso comparativo, hubo/hay un elemento diferencial muy claro: existen varias imágenes y registros de camioneros discursando al lado de los militares e, incluso, parados arriba de algún transporte militar, arengando. También militares de diversa jerarquía dando su opinión acerca de los acontecimientos, contemplativos con los reclamos, apuntando culpas al gobierno y acusando a (esa metáfora de clase política llamada) “Brasilia”. Situaciones muy diferentes a los miles de muertos que dejó el Caracazo, y las posiciones que, al interior de las FFAA venezolanas, se irían a abrir paso de allí en adelante.

    Este reconstruido “protagonismo militar” durante el gobierno de M. Temer debe ser observado con mayor atención, singularidad y preocupación, sobre todo por las implicancias que puede llegar a tener de aquí en adelante y en función de qué lugar ocupará en la dialéctica democrática brasileña. En primer lugar, porque desde la intervención decretada para el Estado de Río de Janeiro este año, hay una convocatoria para que la autoridad militar suplante a la institucionalidad civil (es cierto, en ese caso, para el ámbito de la seguridad pública, lo que no deja de tener efectos simbólicos más genéricos). En segundo lugar, porque hay una expresividad pública por parte de los militares, desde el comandante del Ejército hasta oficiales de menor rango, que versan sobre variados temas, a contramano de lo que supone la verticalidad de mando y voz de una institución corporativa como las FFAA. Las fuerzas militares no retroceden en su presencia sino que, al contrario, cada vez se extienden más, y el paro de los camioneros ha llevado esta circunstancia a su más pleno desarrollo. Finalmente, hay que puntualizar que este “protagonismo” también se traslada a las referencias y a los lenguajes circulantes, en acople con una fascistización social y política cuya expresión más clara es el andar, todavía solvente, de la candidatura de Jair Bolsonaro.

    Escenarios pre-electorales: el momento Ciro Gomes

    En la última medición de Ipsos (mayo/2018) el único pre-candidato que creció, en comparación con marzo, fue Ciro Gomes. En un escenario sin Lula, Ciro llega a un 9% según las encuestas de este mes de Datafolha y MDA -un valor cercano a los resultados que obtuvo las veces que se presentó como candidato, en 1998 y 2002-.

    Hay una particularidad en el escenario pre-electoral brasileño que puede ser determinante para el curso de los acontecimientos, y que se vincula a los efectos de los reacomodamientos en curso del bloque económico. La polarización de las opciones políticas no siempre está organizada entre izquierda/derecha: en este 2018 está moldeada –como lo señalan diversos estudios cualitativos- por un expandido “desencanto ciudadano”, consecuencia de las derivas del gobierno Temer y clave respecto de las proyectadas “motivaciones del voto”. A diferencia de otros contextos de competencia, como las presidenciales de 1989 (donde había un abanico bastante amplio de candidaturas, similar al actual) o el 2002 (cuando venció Lula, en una elección de coaliciones, pero signada por la misma idea de “cambio” de 1989), por el momento el “desencanto” hace muy desagregada la competencia: ni M. Silva (REDE), ni J. Bolsonaro (PSL), ni H. Meirelles (MDB), ni G. Boulos (PSOL), ni M. D`Avila (PCdoB), ni G. Alckmin (PSDB), ni el mencionado C. Gomes (PDT) superan más de un 15%, según Datafolha.

    Esto genera un incentivo para que las diversas alianzas se busquen antes del primer turno y no después, siendo que nadie tiene asegurado su propio caudal y ni puede jugarse a quedarse sin nada. De allí los movimientos permanentes entre los partidos, las reuniones y también las coaliciones distritales que se diseñan (cabe tener en cuenta que los incentivos a juntarse van más allá de la exclusiva figura presidencial al haber elecciones también para gobernadores y parlamentarios federales).

    Es momento de todo tipo de posibilidades, de acuerdo con una coyuntura tan convulsionada como la actual, en la que la legitimidad política de las decisiones se encuentra a merced de cualquier posibilidad. Esta es la razón de las conversaciones de C. Gomes con sectores conservadores, como el DEM, o las iniciativas de cisma en el propio MDB -como los planteos que lleva adelante R. Requiao-; o la apuesta política arriesgada del Partido dos Trabalhadores de asegurar hasta el final la inexistencia de un Plan B que no sea la candidatura de Lula. Ello acarrearía la posibilidad de quedar por fuera de todas las alianzas y sin presencia política en la contienda presidencial, hecho que sería inédito desde su fundación como partido e implicaría una ausencia significativa para el sistema político en su conjunto.

    ​https://www.celag.org/entre-el-paro-camioneros-militares-candidaturas-tiempos-crisis-estructural/​

    Categorías: Noticias regionales

    ADOCTRINAMIENTO TRANSGÉNICO

    Mié, 30/05/2018 - 16:39



    Por Darío Aranda ***

    Manuales escolares realizados por empresas como Monsanto. Empresarios que “capacitan” a los chicos. Cómo son los convenios que firmó el gobierno. Qué dicen los libros que elogian el agronegocio. Y hasta dónde llega la educación transgénica.

    ​​


    Escuela pública.
    Alumnos de entre 5 años y 17. Una sola mirada: los transgénicos son beneficiosos, los agroquímicos no son tóxicos y el modelo de agronegocio –con la soja como principal cultivo– es una bendición para Argentina y el mundo. Ese es el discurso que imparte, literalmente, el gobierno nacional en articulación con entidades socias de Monsanto, Bayer, Syngenta y Nidera, entre otras.

    Doctrina transgénica
    La resolución 349 del Ministerio de Agroindustria –fechada el 28 de octubre de 2016– institucionaliza y profundiza una práctica que provenía del gobierno anterior: empresas y organismos oficiales trabajan en conjunto para impartir talleres, cursos y seminarios en escuelas públicas. El nombre del programa es sugestivo: ​

    “Escuelagro”.

    “El programa pone el foco en los jóvenes, quienes no sólo son el futuro sino también el presente. Escuelagro es unir en una misma mesa escuelas agrarias, productores e instituciones del medio junto a gobiernos municipales y provinciales y el trabajo de los ministerios nacionales”, indica la resolución y precisa que se desarrollarán “encuentros sistemáticos en las diversas escuelas secundarias agrarias y rurales”.

    Entre las temáticas a impartir sobresalen biotecnología (básicamente, industria transgénica) y “buenas prácticas agrícolas”, eufemismo instalado por las empresas de agroquímicos para habilitar fumigaciones a diez metros de las viviendas. Con una gran campaña publicitaria, el agronegocio logró que periodistas y funcionarios, y ahora profesores, hagan propio el término “buenas prácticas agrícolas” según el cual se podrían controlar los efectos nocivos de los agroquímicos.

    El programa aclara que para el financiamiento se contará con “Aportes No Reintegrables (ANR – Subsidios)” para la organización y adquisición de insumos que permitan llevar a cabo los encuentros. “Los mismos podrán ser otorgados a municipios, escuelas nacionales y/o provinciales, asociaciones cooperadoras, organizaciones no gubernamentales y/o quien resulte ser organizador de los encuentros citados (incluso empresas)”, señala. Entre los objetivos también figura el asesoramiento y capacitación destinada a los directivos y docentes.

    En la resolución, firmada por el ministro Ricardo Buryaile, el gobierno se compromete a facilitar “el traslado de expositores, materiales didácticos y demás elementos que requiera la realización de los encuentros”. Entre las impulsoras del proyecto está Beatriz “Pilu” Giraudo, ex presidenta de Aapresid (Asociación de Productores de Siembra Directa, socia de las grandes multinacionales del sector), actual coordinadora de Políticas para el Desarrollo Sustentable del Ministerio de Agroindustria; y Victoria Zorraquín, directora de Escuelas Secundarias Agrarias y Rurales de Agroindustria.

    Zorraquín es una de las fundadoras de la ONG Educere, donde “actualiza” y “acompaña” a docentes y cuenta con financiamiento de Aacrea (Asociación de Consorcios Regionales), el INTA y de la multinacional Nidera.


    El semillero

    Uno de los primeros encuentros de Escuelagro se realizó en Bartolomé Bavio, en el partido bonaerense de Magdalena. “Encuentro de escuelas agrarias y rurales para generar valor al interior de las aulas”, publicitó el Ministerio de Agroindustria, con la presencia del secretario de Agricultura, Ricardo Negri, que disertó sobre la bondades del agronegocio. Participaron escuelas públicas de Baradero, Berazategui, Berisso, Brandsen, Ciudad de Buenos Aires, Campana, Cañuelas, Chascomús, Escobar, Exaltación de la Cruz, Ezeiza, Florencio Varela, General Belgrano, General Guido, General Rodríguez, Lomas de Zamora, La Plata, Lobos, Luján, Marcos Paz, Mercedes, Monte, Moreno, Navarro, Quilmes, Salto, San Andrés de Giles, San Antonio de Areco, San Pedro, San Vicente y Zárate. La jornada se repitió en Daireaux, al oeste bonaerense.

    “Queremos lograr una manera distinta de interactuar con las escuelas y comunidades educativas, esa es la semilla que queremos sembrar un poco en sus cabezas y otro poco en su corazón”, aseguró el secretario Negri a los alumnos.

    El 15 de junio de 2017 se profundizó la política de educación transgénica. “Los ministerios de Educación y Agroindustria impulsarán la educación agraria en todo el país”, fue el título de la gacetilla de prensa del propio gobierno. La foto mostraba a los ministros Buryaile y Esteban Bullrich en la firma de un convenio para “fortalecer la educación agraria”. Se precisó que también se firmó un acta compromiso con 45 empresas y entidades del sector para que sean “fuente de capacitación”.

    Precisaron la participación activa de Aapresid, Aacrea y del sindicato Uatre (Unión de Trabajadores Rurales y Estibadores), una de las entidades gremiales más desprestigiadas del país por perjudicar a los trabajadores que debiera representar. También firmaron más de 45 empresas y organizaciones –el Ministerio no precisó cuáles– “para facilitar el acceso de las escuelas rurales a la innovación agroindustrial. Se busca un acceso fluido, ágil y sencillo a las innovaciones y nuevas prácticas que se llevan adelante en la agroindustria, para lograr una alta capacitación en docentes y directivos de las escuelas y una mejor inserción laboral de los alumnos”.


    Los manuales de Escuelagro, presentados en la feria Expoagro 2018. Fotos Agroindustria

    Productos hogareños
    “Biotecnología y mejoramiento vegetal” es el nombre de uno de los manuales que el Gobierno utiliza en el Programa Escuelagro. Fue editado (incluso con el sello en la tapa) por Argenbio, organización de lobby científico-político fundada por las empresas Syngenta, Monsanto, Bayer, Basf, Bioceres, Dow, Nidera y Pioneer, todas productoras de transgénicos y agroquímicos. Una de las editoras del manual es Clara Rubinstein, de Monsanto.

    También imparten a los alumnos un material de Aapresid que afirma que el agronegocio cuida el suelo, contribuye a reducir el calentamiento global, ahorra agua y produce alimentos de forma sustentable.

    A los agrotóxicos los llama “fitosanitarios” y, en la página 29, alerta que el insecticida Raid (de uso hogareño) es más tóxico que los utilizados en el campo. En base a información de la multinacional Basf afirma que el glifosato es igual de tóxico que el Lisoform.

    En la página 32 da un paso más: compara la toxicidad de los agroquímicos con lavandina, aspirina y sal de mesa. Con la leyenda “nada es veneno, todo es veneno”.

    La Comisión Nacional de Biotecnología (Conabia) es la encargada de aprobar los transgénicos en Argentina. Está dominada por las mismas empresas que producen las semillas y se basa en estudios de esas mismas empresas para asegurar que no son perjudiciales. También aportaron una cartilla de quince páginas para dar clase en las escuelas titulada “Biotecnología agropecuaria, hacia un mundo sustentable”.

    En la página diez resume: “Los cultivos transgénicos permiten aumentar la productividad, competitividad y sustentabilidad de las prácticas agrícolas, reduciendo el impacto de la agricultura sobre el medio ambiente, incrementando la seguridad alimentaria y ofreciendo productos de mayor calidad a los consumidores. Además, promueven la innovación y el desarrollo”.

    Un afiche colorido que utilizan en las escuelas tiene un título en color verde, letra mayúscula: “El impacto de los transgénicos”. Y, en contradicción con numerosos estudios científicos (y contra lo que sucede en el campo), afirma con dibujos de insectos, maíz y dinero: “37 por ciento menos de insecticidas, 22 por ciento de mayor rendimiento, 68 por ciento de mayores ingresos para el agricultor”.

    Expoagro es la gran feria de agronegocio que tiene como socios a las diarios Clarín y La Nación, junto a todas las empresas locales e internacionales de transgénicos, agroquímicos y maquinaria agrícola. El 14 de marzo pasado, la gacetilla del Ministerio de Agroindustria tenía título celebratorio: “Acuerdo educativo-empresarial en Expoagro”. Allí se explicaba que el ministro de Agroindustria, Luis Miguel Etchevehere, firmó acuerdos con 27 empresas (que se suman a las 55 que ya participan) para el Programa Escuelagro. No precisaron el total de compañías, pero sí remarcaron la presencia de Syngenta, la Bolsa de Cereales de Buenos Aires y la Asociación de la Cadena de la Soja Argentina. ​

    El maestro empresa
    La Sociedad Rural Argentina (SRA) fue un actor central del avance del agro en el Siglo XIX y primeras décadas del Siglo XX. Pero con el modelo transgénico, década del 90, los actores fundamentales fueron (y son) las entidades Aacrea (Asociación de Consorcios Regionales de Experimentación Agrícola) y Aapresid (Asociación de Productores de Siembra Directa), siempre con un supuesto discurso “científico-técnico” y de “diálogo” muy estilo PRO.

    Ambas entidades centran sus actividades en el trabajo con los productores, en su relación íntima con las grandes multinacionales del agro, el lobby ante sectores políticos, la incidencia en los grandes medios de comunicación, la presencia en organismos de decisión (Ministerio de Agroindustria, INTA, Conabia) y, fundamental, la instalación de políticas públicas.

    Aapresid fue uno de los actores principales en la creación e impulso de la “Red BPA (Buenas Prácticas Agrícolas)”, donde confluyen todas las empresas de agrotóxicos y que funciona como espacio de lobby político y técnico para maquillar las consecuencias del modelo basado en uso de químicos. En la red sobresale la Cámara de Sanidad Animal y Fertilizantes (Casafe, integrada por Monsanto, Bayer, Syngenta, Dow y todas las empresas de agrotóxicos), Asociación de Semilleros de Argentina (ASA), Argenbio (académicos con vinculaciones con empresas del agronegocio), INTA, ACREA, Facultad de Agronomía de la UBA y el Ministerio de Agroindustria.

    El manual censurado
    En 2011, el Ministerio de Educación de Nación y la Secretaría de Ambiente imprimieron 350.000 ejemplares del manual Educación Ambiental. Ideas y propuestas para docentes, donde de manera integral y crítica abordaba los temas de actualidad, entre ellos megaminería y agro. Dos actores principales imposibilitaron que se distribuya en las escuelas: el gobernador de San Juan, José Luis Gioja, por su alianza con la minera Barrick Gold, y Aapresid en la defensa de los negocios transgénicos.

    La entonces presidenta de Aapresid y actual funcionaria de Macri, Beatriz “Pilu” Giraudo, sinceró en una entrevista radial cómo operaron para censurar los manuales: “Empezamos a tener distintas reuniones. Primero entre privados. Rápidamente, con una gestión de Silvina Gvirtz (en ese entonces Directora General de Cultura y Educación de la Provincia de Buenos Aires) nos pusieron en contacto con las editoriales”. Giraudo detalló que tuvieron reuniones con el Ministerio de Educación de Nación y con el secretario de Agricultura, Lorenzo Basso. Confirmó que Acsoja (la entidad que nuclea a productores y grandes empresas de la soja) financió “la revisión de todos los manuales que están en el ámbito educativo”. Los 350.000 manuales oficiales nunca se distribuyeron. Los alumnos de escuelas públicas no pudieron acceder a lecturas críticas sobre minería y agronegocio. El manual ambiental fue el libro censurado del kirchnerismo. “Había que evitar su nociva divulgación”, justificó Giraudo.

    Aapresid redobló la apuesta: impulsaron un programa llamado Aula Aapresid, donde ellos mismos ingresan a las escuelas públicas y difunden las bondades del modelo transgénico. “Se busca difundir en ámbitos educativos, gubernamentales y en otras organizaciones el impacto que tienen la producción agropecuaria y la utilización de la biotecnología sobre el medio ambiente, la economía y la sociedad. Su ejecución está a cargo de los Grupos Regionales Aapresid. El objetivo principal es difundir un modelo de producción agropecuaria sustentable basado en las Buenas Prácticas Agrícolas, así también como en la aplicación de la biotecnología”, resumen en su página de Internet.

    Según datos difundidos por Aapresid, en 2017 impartieron 144 charlas en escuelas de Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe, entre otras provincias. Nicolás Bronzovich, “líder de Aula Aapresid”, apuntó a los críticos: “Algunos protestan, desinforman, tienen una posición ideológica”. Y aseguró: “Nosotros nos paramos desde la ciencia”.

    En agosto pasado, durante el Congreso Anual de Aapresid en Rosario, en el colegio Boneo reunieron a más de 500 alumnos de una decena de escuelas de Santa Fe. En la jornada unificaron Aula Aapresid y el programa oficial Escuelagro. “Los referentes del sistema productivo siembran en los adolescentes la ‘semillita’ de la vocación productiva”, celebró la gacetilla de prensa de la entidad. “Esto es magia. Son talleres dictados por productores, funcionarios y especialistas”, destacó la funcionaria, Victoria Zorraquín.

    El director de Agricultura de la Nación e integrante de Aapresid, Ignacio Garciarena, fue elocuente: “Es una instancia maravillosa, donde chicos que están queriendo definir su vocación encuentran un espacio que les ‘rompe la cabeza’”.

    Nicolás Bronzovich, empresario agropecuario y referente de Aula Aapresid, resumió: “Este tipo de encuentros permite que se transmita el conocimiento, que se comunique lo que hacemos en el sector y se destierren aquellos prejuicios que ya están instalados. De la mano de estos chicos eso es posible”.

    ​https://www.pressenza.com/es/2018/05/adoctrinamiento-transgenico/?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+pressenza%2FEYhc+%28Noticias+de+Pressenza+IPA+en+castellano%29​

     

    Categorías: Noticias regionales

    PESADA HERENCIA

    Mié, 30/05/2018 - 16:23

     

    Por David Cufré ***

    El volumen de importaciones entre enero y abril de este año marcó un record histórico. De acuerdo a los datos que presentó el Indec esta semana, fueron 22.994 millones de dólares, un 21,6 por ciento más que en igual período del año pasado, cuando las compras de productos del exterior habían totalizado 18.906 millones.

    Imagen: Leandro Teysseire

    Los máximos anteriores para el primer cuatrimestre se habían registrado en 2013, con 22.346 millones, y en 2014, con 22.232 millones. De ahí para atrás, las importaciones promediaron 17.000 millones de dólares en los cinco años anteriores. Es decir que la situación actual es excepcional. Otra diferencia entre lo que va de 2018 y aquellos años de mayores compras durante el kirchnerismo es la evolución de las exportaciones, ya que mientras en la actualidad sumaron 19.574 millones de dólares en el cuatrimestre, en 2013 fueron 23.344 millones y en 2014, 20.315 millones. En conclusión, el saldo de la balanza comercial presenta este año un enorme déficit de 3420 millones de dólares, también holgado record histórico, en tanto que en 2013 hubo superávit por 998 millones y en 2014 se anotó un rojo de 1917 millones. Cuando el presidente Macri dice que evitó una crisis se debe referir a la economía de otros países, porque los datos oficiales en relación a la Argentina muestran que a este ritmo los desequilibrios que se están acumulando preanuncian una corrección explosiva.

    Más allá del impacto de la avalancha importadora sobre el entramado productivo, en materia de divisas la apertura aduanera forma parte de una dinámica que solo podía derivar en lo que está pasando, una fuerte devaluación de la moneda en cuanto se complicó el financiamiento externo, que tendrá severas consecuencias recesivas, hundirá el poder adquisitivo de los salarios, aumentará el desempleo y provocará una disparada de la pobreza y la desigualdad social. En resumen, una crisis como la de 2016, la segunda en dos años y medio de mandato de Cambiemos, que ya no sabe qué otros malabares hacer para descargar la responsabilidad de sus decisiones y sus políticas en una ficticia pesada herencia. Pesada herencia, en todo caso, fue la que tuvo que afrontar Néstor Kirchner en 2003 después de la destrucción masiva que dejaron los antecesores neoliberales del actual oficialismo, varios de ellos otra vez en la función pública.

    El acuerdo que hoy negocia el Gobierno con el FMI es una demostración categórica del fracaso de los caminos emprendidos. El costo de ese manotazo de ahogado para no sucumbir ante una corrida cambiaria que podía desatar una corrida contra los depósitos en dólares lo pagará no solo la actual administración, sino que efectivamente se convertirá en una pesada herencia para el gobierno que lo suceda. Las proyecciones de economistas de la city como Miguel Angel Broda o Roberto Frenkel para este año ubicaban el déficit comercial entre los 11.000 y 12.000 millones de dólares. La contracción de la actividad económica que provocará el ajuste fiscal que reclama el FMI, junto con la devaluación ya producida, hacen prever que se achicará en algo esa cifra. Sin embargo, analistas del establishment también señalan que el aumento del dólar debería ser aún mayor, en torno a los 30 pesos hacia fin de año, para ayudar a cerrar más rápido la brecha del sector externo. Es lo que se estima pondrá como condición el Fondo Monetario, por lo cual suponer que la presión cambiaria de estos días llegará pronto a su fin es un exceso de optimismo. Más bien parece que sucumbirán antes las fantasiosas metas de inflación, ya que la variación de precios de este año no bajará de 27 por ciento, según los amigables analistas del mercado que en enero proyectaban 17,4 por ciento para 2018 en el Relevamiento de Expectativas del Banco Central. La confesión de Federico Sturzenegger de que las tasas de interés por las nubes no bajarán a corto plazo ratifica ese escenario.

    Tal vez con menos análisis y apelando a la memoria histórica, los ahorristas se cubren con dos acciones. Por un lado aumentan sus compras de divisas y por otro iniciaron un lento pero persistente retiro de depósitos en dólares. Entre el 2 de mayo, cuando los ahorros en moneda extranjera en los bancos alcanzaron el record de 26.565 millones de dólares, y el 22 de este mes, último dato disponible, cuando los depósitos bajaron a 25.879 millones, la salida de divisas del sistema financiero totalizó 686 millones. Es apenas el 2,6 por ciento del total que había cuando arrancó el mes, pero la tendencia refleja el nerviosismo instalado entre los actores económicos. Las encuestas de opinión pública, a su vez, coinciden en que una mayoría en torno al 65 por ciento perdió la confianza en la palabra oficial. Esa, tal vez, sea una de las mayores dificultades del Gobierno para revertir la situación: la confirmación para muchos de que no era el mejor equipo de los últimos 50 años y que el desconcierto y las contradicciones en la gestión pública pueden agravar los problemas antes que encontrarle una solución. Sobre 14 jornadas hábiles del mes, en 12 los depósitos en moneda extranjera cayeron. Estos resultados, además, se producen cuando al mismo tiempo están subiendo las compras de divisas, que en un primer paso generan transferencias hacia cajas de ahorro en dólares, por lo cual la salida bruta seguramente se está dando a un ritmo superior.

    La evolución de las reservas del Banco Central evidencia la profundidad del desafío. Desde el 19 de abril cayeron nada menos que en 10.357 millones de dólares, desde los 62.456 millones a 52.099 millones, a pesar del crédito por 2000 millones de dólares contraído con el Banco de Pagos Internacionales de Basilea y el acuerdo con los fondos de inversión Templeton y Blackrock para la compra de bonos Bote por unos 3000 millones de dólares. El único salvataje al que pudo echar mano el Gobierno ante semejante sangría fue acudir al FMI como prestamista de última instancia, a quien Nicolás Dujovne le está pidiendo que integre rápidamente 10.000 millones de dólares del stand-by ni bien concluyan las “negociaciones”. El Gobierno necesita mostrar de manera urgente que tiene aunque sea ese canal de crédito abierto para poner un dique a la inestabilidad. Sin embargo, la pregunta que no logra contestar, porque ni siquiera se atreve a formularla en público, es cómo cortará la hemorragia permanente de divisas por la dolarización de carteras. Desde el mismo levantamiento del “cepo” cambiario en diciembre de 2015, los ahorristas se volcaron a una compra imparable de dólares que en contextos de crisis como el actual se intensifica hasta alcanzar cifras record, pero que también se sostuvo en tiempos de paz cambiaria.

    El plan en marcha, en definitiva, parece ser solo ganar tiempo para continuar con la aplicación del verdadero plan que vino a imponer la alianza del PRO, la UCR y Elisa Carrió: una reformulación estructural del patrón distributivo del ingreso nacional, en beneficio de sectores concentrados y en contra de las mayorías populares. Una indisimulable pesada herencia.

    https://www.pagina12.com.ar/117310-pesada-herencia

    Categorías: Noticias regionales

    NEOLOGISMOS FEMINISTAS: TÍPICO DE MACHIRULO

    Mié, 30/05/2018 - 16:19


    Por Celeste Abrevaya Y Marina Mariasch ***

    “Machirulo” es una palabra nueva introducida por la marea feminista. Señala al micromachista que celebra que las mujeres luchen pero cree que se les va la mano, le irrita el lenguaje inclusivo y le hincha el pañuelo verde de las pibas pero sabe que no puede decir nada. Además, el contexto en el que se hizo viral evidencia una descalificación histórica que emparenta la locura con la portación de útero.


    Ilustración Sarah Jones


    Un montón de machirulos se están preguntando qué es machirulo.
    Como dijo @aleli: “Machirulo sos vos, Jorge, que te encanta que tu pibe sea mujeriego pero con la nena no y que tu señora es una santa pero viste cómo son las minas y esas locas que muestran las tetas a dónde vamos a llegar. Vos sos un machirulo.”

    El lenguaje es así, está vivo y se renueva. La marea feminista incorporó palabras nuevas y se revelaron fórmulas y giros que tenían la marca del machismo.

    ¿Qué es un machirulo y cómo reconocerlo?

    En lenguaje feminista, un idioma que pronto hablaremos todxs, machirulo es el que te dice que a todas las minas les gusta que les miren el culo. Machirulo es el que le festeja las trampas al amigo pero es cuida con la mujer y la hija. Machirulo es el que dice que ni machistas ni feministas, que somos todos iguales y la que quiere un lugar que se lo gane. Que además, ahora que la mujer llegó a presidente qué más quieren de igualdad, y que hay cosas como la casa y los hijos sobre los que la mujer sabe más. El machirulo te adula y te dice: “La mujer es lo más grande que hay”, y ahí deja bien claro lo machirulo que es. Al machirulo le parece bien que las mujeres luchen para que no las maten, pero cree que a las feministas se les está yendo un poco la mano, ya no se les puede decir nada, che. Los varones también sufren violencia. Y además existen muchas denuncias falsas de mujeres despechadas que quieren cagar a sus ex o sacarles los hijos o plata. Al machirulo ya le hincha el pañuelo verde de las pibas, pero no dice nada, porque más le molesta que hablen con la e en lenguaje de género y eso sí que no se lo banca: ¿Le mer estebe serene? ¿Podés hablar bien?

    * * *

    “Un machirulo es quién abusa de sus privilegios que tiene por ser hombre para ningunear e incluso dar cátedra de cómo tenemos que ser las mujeres”, dice Tatiana de las agrupaciones Mujeres empoderadas  y Oktubre del Colegio Nacional de Buenos Aires.

    Las feministas queremos cambiarlo todo. También el lenguaje donde se estructuran las relaciones sociales, un arma poderosa.

    A las brujas las quemaban por brujas y por locas. Porque se movían en el margen de la incorrección. Por eso se criminalizó el autocontrol sobre su capacidad reproductiva y su sexualidad. Las parteras fueron las primeras sospechosas del delito de brujería. Hasta hace no mucho, para el Poder Judicial las mujeres puérperas eran consideradas igual que las personas psicóticas. Se tomaba como un atenuante el carrusel hormonal que conlleva un parto. Una igualación que al menos debería llamarnos la atención. Te está por venir, estás menopáusica, te hace falta un pijazo, estás con el subibaja emocional del embarazo: argumentos que convirtieron las diferencias en desigualdades sociales sedimentando la trama de una cultura patriarcal. Esa trama, en una constante a lo largo de la historia, desacreditó la palabra de las mujeres por hormonales o emocionales. Por locas. Esa operatoria emparenta la locura con el útero, con el aspecto más específicamente biológico de las mujeres. Esta perspectiva, además de ser oscuramente biologicista, pierde de vista que mujer se hace, no se nace, como nos enseñó la genial Simone de Beauvoir.

    * * *

    Ayer, Macri les pidió a lxs senadorxs: “demuestren que existe un peronismo confiable, que no se deja conducir por las locuras que impulsa Cristina Kirchner. Confío en que van a actuar de manera racional”. Racional. La racionalidad masculina, heterosexual, patriarcal y, podríamos agregar, capitalista y occidental. Es importante también pensar lo que dijo @Hal______: Que lo machirulo no tape lo contrabandista, lavador serial, ajustador compulsivo, hijo de la patria contratista y tantos otros etcéteras.

    La respuesta de ella fue por Twitter. Y fue lapidaria: “Tratar de loca a una mujer. Típico de machirulo”.

    Y las redes se volvieron una fiesta. Los memes no tardaron en llegar. CFK no solo corrió el eje de la discusión, sino que desnudó al Presidente en su misoginia más explícita con la contundencia de una única expresión.

    Escuchar a Macri diciendo loca es escuchar el eco del macho del siglo XIX que mandaba al convento a la hija lesbiana, al macho de comienzos del siglo XX que dirimía las sucesiones de herencia declarando de insanía a la hermana, al macho de los años ´70 y ´80 que mandaba a la esposa a ponerse una boutique, señora de nadie. Un hombre que no puede dirimir los conflictos si no es descalificando a su adversario.

    La descalificación por “locas” es tradición, desde Juana de Arco hasta las del altillo, cualquier rebelde que se saliera de la horma. A Cristina le dijeron parrillera, Miss Jesús, muere por los hombres; Miss predicado, siempre pegada a un sujeto; Milanesa de Kiosco, puro nervio; Sanguchito de miga: fiestera; Sobras de ayer: te hace la croqueta. A Eva le dijeron puta. A las Madres les dijeron locas. A Cristina le dijeron yegua. Nosotras, las feministas, nos reapropiamos de esos motes despectivos y nos reivindicamos así: putas, locas y yeguas. Una remera que diga.

    A días del debate en la Cámara de Diputados por el aborto legal, seguro, y gratuito tildar de loca a una mujer no hace más que confirmar la distancia que existe entre el impulso de una ley urgente y necesaria para la ampliación de los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres, y lo machirulo que resultó “el feminista menos pensado”.

    El feminismo es un kit de herramientas a mano de cualquiera. “El feminismo se amplió mucho más allá de los círculos militantes del movimiento de mujeres. Ha llegado a lugares impensados hace unos años. Hoy es un lenguaje que los medios de comunicación toman, replican, incluso hacen de eso un producto”, dice Carolina Spataro, Subsecretaría de políticas de género de la Facultad de Ciencias Sociales UBA.

    * * *

    El término “machirulo” expone las transformaciones de un feminismo pujante y masivo que explotó en los últimos años de la mano de nuevas generaciones de mujeres que lograron meterse en los poros de la tragedia del lenguaje, al decir del politólogo Eduardo Rinesi. Significado y significante no tienen una relación necesaria, sino una relación histórica y social. Entre la idea de una estructura del lenguaje absolutamente inconmovible y la ausencia de esa estructura, en ese hiato, se mete la política entendida como la lucha por los sentidos que es, en definitiva, una lucha por el poder. Ahí es donde emerge lo nuevo, donde los sentidos cambian, mutan.

    “Hay un trasvasamiento generacional de las hijas a una generación a la que el feminismo no había interpelado masivamente”, dice Spataro. “Muchas veces Cristina le agradeció a Florencia el descubrimiento de nuevos términos. Lo mismo dice Moria sobre Sofía Gala, o Jorge Rial, que sostiene que gracias a sus hijas es un machista en recuperación. Las nuevas generaciones modifican ciertas estructuras de pensamiento de sus padres y madres.” La revolución de las hijas es una realidad. Cristina reconoció que las discusiones con Florencia sobre el patriarcado le “rompieron la cabeza”.

    El lenguaje mismo entendido como estructura social porosa es susceptible a la contingencia. Es precisamente a través de esos poros que se hace la historia, las luchas populares, la cultura, las transformaciones. El feminismo, como movimiento eminentemente transgresor, fue más allá de las desigualdades sociales y económicas más visibles para meterse de lleno a combatir esas bases en apariencia perennes.

    Minitah, tetazo, pañuelazo, sororidad, machirulo. Lo que no se nombra no existe. Y nombrar, entonces, implica visibilizar. Si quien visibiliza tiene, además, la investidura de la primera presidenta mujer electa, la potencia y la resonancia es todavía mayor.

    http://www.revistaanfibia.com/ensayo/tipico-de-machirulo/

    Categorías: Noticias regionales

    ORGANISMOS FEDERALES DE MÉXICO DEBEN DESTINAR 1% DE SUS GASTOS DE PUBLICIDAD OFICIAL A MEDIOS COMUNITARIOS E INDÍGENAS

    Mié, 30/05/2018 - 08:24


    Por OBSERVACOM ***

    La sociedad tiene una deuda con los medios comunitarios, aseguró el comisionado del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) de México, Javier Juárez Mojica, durante el Encuentro sobre sostenibilidad de las redes y medios comunitarios e indígenas organizado por el IFT, donde se abordaron los desafíos para su funcionamiento sostenible  y el papel del regulador mexicano en tal sentido.

    La Asociación Mundial de Radios Comunitarias (AMARC), representada por Héctor Camero Haro, celebró el reconocimiento legal de este tipo de medios desde la sanción de la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión (LFTR), pero también denunció la opacidad de la gestión de la publicidad oficial que algunos organismos estatales deben aportar para su financiamiento. Por ejemplo, para saber quiénes están obligados a hacer los aportes así como cuál es el presupuesto total para el cálculo del porcentaje.

    De acuerdo con la LFTR, las dependencias del gobierno federal deben aportar el 1% de su presupuesto anual destinado a publicidad oficial para la sustentabilidad de medios comunitarios e indígenas (artículo 89). Camero señaló la necesidad de introducir cambios en la legislación para que la obligatoriedad del aporte del 1% no solo alcance a entidades federales sino que también lo sea para Estados y municipios. “Dentro de esas dependencias que cumplieron no vimos a las grandes como la Comisión Federal de Electricidad (CFE) o el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), y así como el IFT fue ejemplo positivo, el Senado y la Cámara de Diputados fue ejemplo negativo porque ellos, que aprobaron ésto, no han soltado un peso para apoyo de nuestras radios”, explicó Camero.

    Cabe recordar que en 2017, el IFT anunció que financiaría a 15 radios “sociales”, entre las que se incluyen comunitarias e indígenas, con un presupuesto de US$ 4.700 para cada una.

    Por su parte, el comisionado del IFT, Adolfo Cuevas Teja, señaló que no forma parte de las facultades del regulador autorizar a los medios comunitarios para que comercialicen espacios sino que eso es atribución del Congreso. “Tienen que pensar fuera de la caja y ver que ya no sean medios marginales. Ver los mejores ejemplos de prácticas internacionales, y requerir acceso a comercialización y si eso es lo que ustedes creen elévenlo en una petición a quienes pueden tomar esa decisión que no es el IFT. Vean programas a nivel mundial, hay fondos de apoyo y tal vez requieran un marco jurídico adhoc no se piensen como medios marginales sino como parte de la comunicación sustantiva del país”, sentenció Cuevas.

    ​https://mailchi.mp/observacom/organismos-federales-de-mxico-deben-destinar-1-de-sus-gastos-de-publicidad-oficial-a-medios-comunitarios-e-indgenas?e=8b47f2a3b5​
    Categorías: Noticias regionales

    NUEVOS ATAQUES AL SISTEMA ELÉCTRICO EN VENEZUELA

    Mar, 29/05/2018 - 21:55


    Por Roxana Martínez

    Continúan los intentos de sabotaje al Sistema Eléctrico Nacional (SEN) en Venezuela. En tan solo dos días, las subestaciones de los estados Aragua, Sucre, Zulia, Cojedes y Vargas fueron víctimas de ataques.

    Operaciones de seguridad de los cuerpos de inteligencia desplegadas el pasado fin de semana en estos cinco estados del país conllevaron a la aprehensión de 21 personas, tras varias actividades de sabotaje. Otras tres personas perecieron electrocutadas al intentar sabotear líneas de alta tensión del sistema.

    En el estado Aragua, tres ciudadanos resultaron abatidos tras enfrentarse en armas contra la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (Fanb), los cuales se suman a los caídos hace dos semanas atrás en un enfrentamiento policial en la subestación La Horqueta, ubicada en el mismo estado.

    La información la dio a conocer el ministro de Energía Eléctrica, Luis Motta Domínguez, en contacto telefónico con el canal del Estado, Venezolana de Televisión (VTV).

    El Ministro detalló además que fueron recuperadas 5,12 toneladas de material estratégico que había sido hurtado de distintas subestaciones del país. En Chacopata, ubicada en el estado Sucre, punto de origen del cable submarino que lleva el servicio eléctrico a la isla de Margarita (estado Nueva Esparta), fueron detenidas tres personas pertenecientes a una conocida banda dedicada al robo de material estratégico.

    “Estas nuevas incursiones delictuales y ataques al SEN coinciden con la denuncia del Estado sobre los métodos de sabotaje y su incremento como parte de la guerra no convencional contra Venezuela”
    , denunció Motta Domínguez.

    En este sentido, se han incrementado los protocolos de seguridad y protección de todas las estaciones, subestaciones y tanquillas del territorio nacional.

    El llamado de las autoridades es a que las comunidades permanezcan activas y denuncien cualquier situación irregular a los fines de evitar mayores ataques al SEN. Estos sabotajes han dejado sin servicio a poblaciones de Caracas, aunque se sienten con mayor fuerza en el interior del país.

    http://americaxxi.com.ve/index.php/news–item/nuevos-ataques-al-sistema-electrico-en-venezuela/

     

    Categorías: Noticias regionales

    Páginas

  • Otras notas

    Iván Duque y Gustavo Petro disputarán la presidencia colombiana en la segunda vuelta electoral el 17 de junio. La participación en esta primera vuelta fue del 53% del electorado. Sergio Fajardo, quien salió tercero con el 23% de los votos, brindaría su apoyo a Petro, y esto inclinaría la balanza hacia el candidato de izquierda.

    Por Hector Bernardo - Diario Contexto

    El mandatario golpista brasileño decidió no presentarse como candidato para las elecciones presidenciales de octubre, dado el amplio rechazo social a su figura. Las encuestas indican que sólo cuenta con 1% de intención de voto. En el otro extremo, luego de más de un mes injustamente encarcelado, el expresidente Lula sigue a la cabeza de las encuestas, con más del 35% de intención de voto.
    Por Hector Bernardo – Diario Contexto

    Opinión de Oscar Laborde – Diario Tiempo
    El diputado del Parlasur analiza en clave de Patria Grande
    el resultado de las elecciones en Venezuela